Actualizado 30/08/2007 19:03:00 CET

El síndrome postvacacional afecta más a las mujeres que a los hombres, según un experto

MADRID, 30 Ago. (EUROPA PRESS) -

Cada vez más personas sufren el síndrome postvacacional, pero son las mujeres las que más sufren con vuelta al trabajo, según Amable Cima, profesor de la Psicología de la Universidad CEU San Pablo. En motivo es que "el periodo de adaptación es más corto para el hombre", ya que, según Cima, "suele tener más facilidad para relacionarse con los compañeros que las mujeres, que suelen mostrarse más reservadas a la vuelta de las vacaciones". Los síntomas más frecuentes son la falta de sueño, la sensación de tristeza y los cambios de humor, que la convierten en una afección psicopatológica pero no una enfermedad.

Asimismo, el experto cree que no afecta a todas las profesiones por igual: "si el trabajo que se realiza es estimulante o las relaciones con los compañeros son positivas, su duración es menor", apunta. En este sentido, Cima afirma que aquellos que realizan tareas administrativas tienen mayor tendencia a padecer sus síntomas que quienes desempeñan un trabajo físico, ya que poseen menos tiempo para adaptarse a la nueva situación. Del mismo modo afecta en mayor medida a las personas de entre 30 y 50 años, ya que son, en palabras del experto, "las que más expectativas ponen en el periodo vacacional a lo largo del año".

El estrés postvacacional o depresión postvacacional, que aparece sobre todo en las personas que han estado de vacaciones en un entorno distinto al habitual, no suele durar más de 10 días que "es el tiempo que el organismo necesita para adaptarse de nuevo a una situación de monotonía". Con todo, el experto recomienda asumir que se trata de algo pasajero, volver de vacaciones un par de días antes de empezar a trabajar para ir adaptándose paulatinamente a la rutina, planificar el tiempo libre con nuevas actividades y buscar nuevos proyectos.