Publicado 15/03/2020 16:09:36 +01:00CET

Revilla pide medidas para "no convertir esta crisis sanitaria en una económica"

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla. Archivo
El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla. Archivo - Juan Manuel Serrano Arce - Europa Press - Archivo

SANTANDER, 15 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha manifestado que "deben desaparecer" las medidas económicas restrictivas ante la "emergencia" sanitaria generada por el coronavirus, y que se deben poner recursos a disposición de los afectados por el cierre de los negocios para "no convertir esta crisis sanitaria en una económica".

Así, ha pedido al Gobierno de España y a la Unión Europea "que liberen el déficit, que manden el dinero de la dependencia y del IVA" y que piensen que la regla del gasto y del déficit son "historias pasadas" ante la "tremenda" crisis económica que se está generando.

"Se acabó de hablar de cosas monetarias, lo que hay que arreglar es que la gente tenga sueldo", ha insistido Revilla, que ha apostado por medidas para los empresarios y para personas que pierdan su trabajo, ya que ha dicho que las consecuencias económicas del coronavirus "pueden ser mucho más negativas que el propio virus" y ha previsto "un aluvión" de EREs, despidos y paro.

"La crisis es tremenda pero hay medios en el mundo suficientes para que no se lleve por delante a la gente más necesitada. El dinero es papel", ha sentenciado tras insistir en que "una vez hayamos corregido la enfermedad, no podemos dejar a la gente depauperada en condiciones peores".

Así lo ha dicho Revilla este domingo en una comparecencia que ha ofrecido tras participar en una videoconferencia entre el presidente del Gobierno central, Pedro Sánchez, y todos los presidentes autonómicos, que ha durado más de tres horas y media.

La próxima reunión está prevista para el domingo 22 de marzo, ya que la intención de los presidentes es mantener este encuentro por videoconferencia cada domingo para evaluar la evolución de la situación.

El presidente regional ha destacado el tono "de colaboración absoluta y el "apoyo sin fisuras" de todos los representantes de las comunidades autónomas al Ejecutivo de Sánchez, a pesar de que Cataluña y País Vasco han mostrado su "preocupación" porque se rompa con sus estatutos de autonomía al tomar el Gobierno central el control de toda España.

Sin embargo, Revilla ha opinado al respecto que es "inoportuno" sacar ese tema, ya que en un estado de alarma tiene que haber una única persona o institución al mando, ha dicho.

En este sentido, ha considerado que el Ejecutivo lo está haciendo "correctamente" y que no es oportuno hacer críticas hasta que no se supere el virus.

PETICIÓN DE MEDIDAS

No obstante, para "no convertir esta crisis sanitaria en una económica que se lleve por delante a más gente que el problema del virus", ha pedido a Sánchez ayudas "inmediatas" para pequeños y medianos negocios, que están en una situación "terrible", así como dejar de hablar de déficit para "poner dinero encima de la mesa" porque "tiene que haber liquidez".

"Es un escándalo que tengamos bloqueados 450 millones de euros y a nivel nacional más de seis millones que el Gobierno debería desbloquear de manera inmediata", ha opinado.

De cara a la UE, le ha solicitado que plantee las ayudas de la Política Agraria Comunitaria (PAC), debido a los recortes anunciados recientemente, y ha esperado que esta crisis sirva para hacer ver la importancia del sector de la ganadería y la agricultura, "que es el que produce alimentos".

Además, tomando como ejemplo a China y a Japón, que están haciendo una política "muy eficaz", ha pedido al presidente fumigar y desinfectar las calles del virus. Ante esta solicitudd, Sánchez "se ha sorprendido", pero ha dicho que "lo va a plantear", ha indicado Revilla.

SITUACIÓN EN CANTABRIA

En cuanto a los contagiados en Cantabria, ha indicado que se han hecho 353 pruebas y que dos de los 41 casos activos están en situación "crítica". Además, ha avanzado que la sensación es que habrá un "repunte" de casos en los próximos días por los movimientos de población entre las comunidades autónomas.

Aunque "nadie se aventura" a pronosticar cuándo se llegará al punto de inflexión de los contagios, ha señalado que, viendo la evolución en China, la crisis podría durar "mínimo de tres a cuatro meses".

En este sentido, ha indicado que la Consejería de Sanidad le ha trasladado que, por el momento, hay suficientes camas en los hospitales y está previsto habilitar nuevas dependencias que garantizarían la cobertura a los contagiados "si hay una evolución lógica".

Finalmente, ha destacado que "nadie debe moverse de su domicilio salvo causa de fuerza mayor", ya que es la única manera de acabar con el virus. "El antídoto y la mejor vacuna somos nosotros", ha concluido.

480536.1.260.149.20200315160936
Vídeo de la noticia
Contador