Publicado 04/02/2022 14:40

Puig entiende que el uso de la mascarilla se pueda ir adecuando pero apela a la "prudencia"

El presidente de la Generalitat Valenciana y secretario general del PSPV-PSOE, Ximo Puig.
El presidente de la Generalitat Valenciana y secretario general del PSPV-PSOE, Ximo Puig. - PSPV-PSOE

VALENCIA, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

El president de la Generalitat Valenciana y secretario general del PSPV-PSOE, Ximo Puig, ha manifestado este viernes que entiende que el Gobierno se plantee eliminar la semana que viene la obligatoriedad del uso de la mascarilla en exteriores porque "las normas tienen que ir adecuándose en función de la virulencia de la pandemia y en estos momentos estamos claramente a la baja".

No obstante, "el que no sea obligatoria no quiere decir que no sea prudente" y desde la Generalitat Valenciana "nosotros lo que vamos a hacer es continuar con la prudencia", ha subrayado.

Puig se ha pronunciado en estos términos en declaraciones previas a la celebración de la Reunión Interparlamentaria Socialista en la que diputados en Les Corts, en el Congreso y en el Parlamento Europeo, y senadores del PSPV-PSOE han analizado las acciones que se están llevando a cabo desde los diferentes grupos, al ser preguntado por la eliminación de la obligatoriedad de la mascarillas en exteriores, que el Ejecutivo central prevé aprobar la semana que viene.

En este sentido, el jefe del Consell ha dicho entender que "la obligatoriedad no puede ser exactamente igual como en otros momentos cuando la pandemia tenía mayor virulencia". Eso sí, "el que no sea obligatoria no quiere decir que no sea prudente, pero cada uno podrá tomar su decisión", ha apuntado.

En todo caso, Puig ha advertido que "lo que está claro que cuando hay interacción durante varios minutos, también en el exterior hay posibilidad de contagio, y eso hay que tenerlo en cuenta".

Desde su punto de vista, "en cada momento hay que tomar las decisiones que sean más razonables en función de la evolución de la pandemia. Lógicamente estamos en un momento ya de estabilización ya a la baja claramente en el número de contagios, en número de hospitalizaciones y de letalidad".

Eso sí, el president ha querido poner de relieve que "la mascarilla ha sido un antídoto fundamental para la superación de esta crisis, ha sido sin duda un símbolo y además efectivo en todo momento". Ya la otra vez que el Gobierno relajó el uso de mascarilla al aire libre, en la Comunitat Valenciana "mantuvimos la recomendación, no podemos hacer nada más" y "muchos ciudadanos y ciudadanas mantuvieron la mascarilla a pesar de que no era obligatorio por la calle", ha recordado.

"Si el martes se toma esa decisión (de nuevo) competerá y afectará a todos los territorios. Nosotros lo que vamos a hacer es continuar con la prudencia; la vía que siempre ha marcado la estrategia de la Generalitat ha sido prudencia: en cuanto a las medidas y vacunación máxima y aceleración de la vacunación", ha insistido.

En cuanto al 'pasaporte Covid', el president de la Generalitat ha comentado que no se plantean "ningún cambio al respecto". En su opinión, "hay que dar también seguridad y nosotros hemos querido ser prudentes a la hora de abordar las distintas medidas restrictivas. No queremos que haya ninguna medida restrictiva más allá de aquello que haga falta".

Puig ha reivindicado el pasaporte Covid que "continua garantizando la posibilidad de que muchas personas se sigan vacunando y por otra parte garantiza espacios más seguros, al tiempo que da imagen de presencia de la pandemia porque aunque la incidencia esté bajando, la pandemia continua entre nosotros y mucha gente continúa entrando en los hospitales y en la UCI y hay miles de contagiados cada día".

En este sentido ha advertido que "no ha pasado la pandemia, si alguien piensa que ya hemos superado la pandemia no es cierto y por eso es necesario continuar con la prudencia, es un elemento clave", ha sentenciado.