Publicado 16/06/2021 10:52CET

La pandemia ha deteriorado el control de la diabetes y aumentado la atención de pacientes con problemas agudos

Archivo - Mujer mayor con diabetes y la mascarilla en una revisión médica.
Archivo - Mujer mayor con diabetes y la mascarilla en una revisión médica. - TEMPURA/ISTOCK - Archivo

MADRID, 16 Jun. (EUROPA PRESS) -

La pandemia del coronavirus ha provocado un deterioro en el control de la diabetes y, además, ha aumentado la atención de pacientes con complicaciones agudas y crónicas, según han puesto de manifiesto diversos expertos con motivo de la celebración del XXXII Congreso Nacional de la Sociedad Española de Diabetes (SED).

Y es que, el coronavirus es un "gran desafío" para las personas diabéticas ya que, además, sus rutinas normales se han visto interrumpidas de forma brusca para respetar las medidas de distanciamiento y aislamiento social. En este sentido, el presidente de la SED, Antonio Pérez, ha avisado de que durante la pandemia se ha dejado de diagnosticar la enfermedad, por lo que ahora se están detectando a pacientes en estados más avanzados.

De hecho, ha aludido a un estudio realizado en el Reino Unido que ha evidenciado que en este periodo se ha producido más de un 50 por ciento menos de diagnóstico que en el mismo periodo del año previo a la pandemia. "El efecto inmediato es que se ha visto afectada enormemente su capacidad para acceder y recibir atención médica, obtener medicamentos y material de control, mantener un estilo de vida saludable y conexiones sociales", ha dicho Pérez, para advertir de que "tarde o temprano" se van a ver las complicaciones diabetológicas provocadas por la crisis sanitaria generada por el Covid-19.

Del mismo modo se ha pronunciado el presidente del Comité Científico del Congreso, Juan Francisco Merino, quien ha avisado de que ya se están viendo en la consulta complicaciones como, por ejemplo, el pie diabético, que no se deberían ver y que se han producido por el retraso en la consulta con el médico.

"Hay una situación aguda en la que hay actuar de forma inmediata y luego también habrá que incrementar el ritmo de atención a los pacientes que puedan verse perjudicados por complicaciones crónicas que se podrá ver al cabo de un año", ha enfatizado el jefe de Servicio e Endocrinología y Nutrición del Hospital Universitario Virgen de las Nieves (Granada), Martín López de la Torre.

Por otro lado, el presidente de la SED ha informado de que la respuesta ha sido "muy heterogénea", dependiendo sobre todo de los recursos profesionales disponibles para la atención habitual en las diferentes áreas sanitarias (al tener que dedicarse a la atención directa de la COVID-19), a lo que debe sumarse las recomendaciones de aislamiento y el miedo de los pacientes.

"En cualquier caso, considerando lo abrupto de la situación, sin tiempo para preparar la actuación y las limitaciones inherentes a la pandemia, globalmente la respuesta de los profesionales sanitarios ha sido excepcional en todo momento (incluso al principio de declararse la pandemia) y han demostrado su capacidad de adaptación a un escenario nunca previsto para ofrecer la mejor atención posible a los pacientes", ha añadido.

Dicho esto, el experto ha destacado aspectos "positivos" que ha traído la pandemia como, por ejemplo, el desarrollo de las vacunas contra el Covid-19. En este sentido, López de la Torre ha subrayado que la pandemia no ha paralizado la investigación en curso en diabetes sino, "al contrario", ha venido a añadir nuevos objetivos.

Asimismo, los expertos han subrayado la puesta en marcha de la telemedicina, Merino ha subrayado la importancia de que los pacientes también aprendan a manejar la telemedicina, si bien ha recordado que sigue siendo importante la consulta presencial. "No todos los pacientes son susceptibles de ser atendido por la telemedicina", ha enfatizado López de la Torre.

DIABETES GESTACIONAL

En el congreso también se va poner de manifiesto la dificultad que ha habido para abordar la diabetes gestacional, como así lo ha confirmado una encuesta realizada a miembros del Grupo de Diabetes y Embarazo (GEDE) en la que se señala que los centros ubicados en áreas de alta incidencia de COVID-19 (como Madrid o Barcelona) han tenido que cambiar la estrategia diagnóstica, usando HbA1c y glucemia en ayunas o al azar.

En abril de 2020, las doctoras María Goya, Rosa Corcoy y Mercedes Codina, en nombre del GEDE, publicaron una alternativa temporal de diagnóstico de la hiperglucemia en el embarazo para aquellos centros en los que no se pudiera realizar la estrategia habitual de curvas de glucemia. Se proponía el uso de la HbA1c asociada o a glucemia en ayunas o aleatoria en sustitución de las curvas, con el objetivo de proteger la gestante, que así reducía los viajes y estancias en el hospital.

"Con este nuevo sistema reducíamos los diagnósticos de diagnóstico gestacional, aunque las gestantes que identificamos tenían un riesgo significativo de complicaciones. Por eso, propusimos esta alternativa solo para cuando no era posible emplear la estrategia habitual", ha detallado Codina, para explicar que también se propuso un calendario mínimo de vistas presenciales en las que las pacientes se sometían a análisis, ecografías y visita con el ginecólogo y endocrinólogo (el resto eran virtuales).

Más allá de estos temas, en el Congreso también se van a analizar las nuevas investigaciones que están llevando a cabo en el campo de la diabetes, los progresos clínicos que se están realizando, la importancia de la educación diabetológica, entre otros muchos.