Las ONG piden "cautela" ante el anuncio la sanidad para los 'sin papeles'

Actualizado 31/03/2015 14:31:49 CET

MADRID, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Las ONG especializadas en población migrante celebran que el Gobierno vaya por fin a rectificar para permitir el acceso a la atención primaria a los migrantes en situación irregular en España, un derecho que perdieron por Real Decreto en 2012, aunque piden "cautela" hasta conocer "la letra pequeña" de esta medida que ven "electoralista" y reivindican en todo caso, la vuelta al sistema sanitario universal.

   "Es una de cal y otra de arena. Significa que los posicionamientos de los médicos y las entidades sociales sobre la barbaridad que supuso el real decreto eran ciertos, teníamos razón. Nos parece bien que se recule, aunque deberían reconocer públicamente que se han equivocado, y nos preocupa que sólo se haya hablado de atención primaria, cuando lo que se debería es volver a un acceso normalizado de las personas migrantes, pero no sólo, de toda la población a la que se cortó el acceso a la sanidad", señala el portavoz de SOS Racismo, Mikel Mazquiarán.

   En su opinión, lo importante no que se permita la entrada al sistema sanitario "a unos sí y a otros no", sino restablecer "un sistema sanitario universal, el que existía antes de la reforma" universal, en lugar del que impuso, basado en el aseguramiento, conforme ha apuntado en declaraciones a Europa Press.

   El director de Fundación Ceimigra y miembro del Servicio Jesuíta de Atención a Migrantes (SJM), Pep Buades, tiene una posición similar. "Deseamos que un día se restablezca la universalidad del sistema sanitario español pero mientras tanto, nos parece un buen anuncio. Tendremos que ir viendo como se concreta, como se eliminan trabajas para el acceso a esos servicios que se dice ahora van a estar disponibles para la población migrante en situación irregular", ha señalado.

   El portavoz de la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía, Carlos Arce, se plantea la misma cuestión. "Nos asalta la duda de cómo se puede organizar el acceso a la atención primaria sin expedir tarjeta sanitaria, que es la llave del sistema. ¿Se va a crear un 'subsistema b' para gente sin tarjeta?", plantea, para incidir en la necesidad de conocer la "letra pequeña" de un anuncio de este calado.

   Además, plantea que el anuncio se debe a "la cercanía electoral" y recuerda que "no habría hecho falta hacerlo si no se hubiese aprobado un decreto que sacaba del sistema sanitario a miles de personas que vivían y siguen viviendo en España", no sólo migrantes en situación irregular. "Si su voluntad es que estas personas recuperen la atención sanitaria nos debe explicar exactamente por qué durante tres años se les ha privado de este derecho y darnos razones convincentes, porque pensamos que no existen desde ningún punto de vista", ha añadido.

   Mikel Mazquiarán, de la Federación Estatal de SOS Racismo, da un balance de "satisfacción por ver que finalmente se ha hecho un ejercicio de realismo". "Aunque sólo sea por cuestiones más prácticas y no por razones humanitarias, el resultado es que finalmente se rectifica en lo que ha sido una política absolutamente errática y contraria a los derechos fundamentales, reflejados en la atención sanitaria", ha señalado.

   No obstante, matiza que esta satisfacción "no es completa", en la medida en que los migrantes en situación documental irregular "no tendrán tarjeta sanitaria por no poder extender este derecho a otros países de Europa". Mazquiarán recuerda en este sentido que las comunidades autónomas que decidieron seguir dando cobertura a estas personas solventaron esta cuestión emitiendo una tarjeta que no es válida fuera del Estado. "Se pueden buscar soluciones", ha añadido.