Actualizado 03/02/2012 15:03:19 +00:00 CET

El número de afectados por legionela en Calpe (Alicante) se eleva a 15, tras confirmarse un último caso

Luis Rosado
EUROPA PRESS

ALICANTE, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

El conseller valenciano de Sanidad, Luis Rosado, ha informado de que el número de afectados por el brote de legionela en Calpe (Alicante) --que ya ha provocado tres muertos-- se ha elevado a 15, después de confirmarse un último caso. Asimismo, ha precisado que de los dos primeros fallecimientos --sucedidos en enero-- no tuvo confirmación hasta este mismo jueves de que se debían a la bacteria.

Tras el pleno del Consell, Luis Rosado ha informado sobre el brote en un hotel de Calpe, que está "controlado" y ha resaltado las medidas adoptadas por su departamento, incluido el cierre "gradual", así como las medidas de profilaxia. Todavía hay tres personas ingresadas en la Clínica Benidorm, con "gravedad moderada".

El conseller ha apuntado que en "algunos medios británicos se había dado información que no coincide" con los datos de la Generalitat, aunque ha resaltado que el Consell da "siempre casos confirmados y cuando está confirmado analíticamente". En estos momentos, hay confirmados 15 casos, once de turistas británicos y cuatro de ellos españoles, trabajadores del hotel. Del total de afectados, ocho son varones y siete, mujeres, y tienen edades comprendidas entre los 44 y 88 años.

Rosado ha explicado que los fallecimientos se produjeron el 26 de enero, el 31 de enero y el 2 de febrero, pero que de los dos primeros casos la confirmación de que eran por legionela se produjo este jueves, al igual que el nuevo caso detectado, que es una paciente británica de 74 años.

CIERRE GRADUAL

A este respecto, ha precisado que el "cierre gradual" del establecimiento "se hizo a partir de las 22.30 horas, en el momento en el que se tuvo la confirmación de que los dos primeros fallecimientos fueron también causados por legionela", y porque también se averiguó que en los últimos análisis, del 30 de enero, "de las 32 muestras analizadas, 14 habían dado positivo".

Una vez han conocido estos datos, se comenzó "reubicar a unas 400 personas, había algunas de ellas que desconocía por qué se les estaba desalojando", pero "tras el desalojo se les ha tratado dar una explicación pertinente".

También ha recordado que la enfermedad por legionela "no es transmisible, no es contagiosa, ni puede diseminarse a otros centros, no existe ningún peligro ni a otros centros ni a la capital de Calpe, colaboración del centro y del Ayuntamiento de Calpe"

Rosado ha querido subrayar que el establecimiento hotelero "contaba con todos los elementos de desinfección de depósitos de agua fría y de agua caliente" y que unos "pocos días antes de haberse producido el primer caso había dado resultados negativos" a la legionela. También ha hecho hincapié en la colaboración que la dirección del hotel y el Ayuntamiento de Calpe han prestado a Sanidad.

De hecho, según ha dicho, se hizo hasta tres análisis más, tras la detección de los casos, y dos de ellos, realizados el 12 y el 21 de enero, dieron negativo.