Publicado 10/09/2020 10:02:37 +02:00CET

Nuevo examen en el Congreso a la Ley de eutanasia del PSOE

Un hombre de la organización `Derecho a Vivir se concentra frente al Congreso de los Diputados con un cartel en el que se lee, `Médicos Sí, Verdugos No para protestar en contra de la despenalización de la eutanasia
Un hombre de la organización `Derecho a Vivir se concentra frente al Congreso de los Diputados con un cartel en el que se lee, `Médicos Sí, Verdugos No para protestar en contra de la despenalización de la eutanasia - Eduardo Parra - Europa Press - Archivo

MADRID, 10 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Pleno del Congreso vota en el Pleno de este jueves las dos enmiendas a la totalidad que PP y Vox han registrado como alternativa a la regulación de la eutanasia del PSOE, y que la Cámara tomó en consideración en el mes de febrero. Las dos formaciones coinciden en proponer como alternativa una regulación de los cuidados paliativos.

El texto socialista busca reconocer el derecho a morir a las personas que padezcan una enfermedad o discapacidad grave que no tengan más opciones de tratamiento y que quieran voluntariamente, y respaldados por informes médicos, acabar con su vida e incluir esta práctica entre las prestaciones del Sistema Nacional de Salud (SNS) para garantizar el acceso a todos los ciudadanos en condiciones de igualdad. Además, establece la posibilidad a los profesionales de la salud de apelar objeción de conciencia en caso de no querer realizar esta práctica.

La iniciativa ya pasó el corte del Congreso en 2018, donde obtuvo el respaldo de todos los grupos parlamentarios ha excepción del PP, que votó en contra. Tras un años de tramitación, la norma decayó con la disolución de las Cortes por la convocatoria de elecciones de abril de 2019, antes de poder aprobarse. El pasado mes de febrero, el PSOE volvía a llevarla al Pleno de la Cámara baja, según ha explicado, con los cambios que ya habían acordado con los partidos durante el periodo de sesiones anterior. En esta ocasión, el texto obtuvo, además del de los 'populares', el voto contrario de Vox.

Los de Pablo Casado ya anunciaron sus intenciones durante el debate parlamentario sobre la propuesta de ley. El portavoz de Sanidad del PP, José Ignacio Echaniz, acusó al partido en el Gobierno de usar esta iniciativa para "ahorrar" el gasto en sanidad y pensiones, mientras que los de Santiago Abascal hablaron de que se quiere "obligar al Estado" a convertirse "en una máquina de matar". Ahora, estos dos partidos han presentado cada uno sus leyes alternativas a la legalización de la eutanasia que pretenden los socialistas. En ambos casos, la propuesta que se hace es regular los cuidados paliativos en el momento final de la vida de los pacientes.

PALIATIVOS, AUNQUE ACORTEN LA VIDA

La propuesta del PP propone para los pacientes que se enfrentan a un final "próximo e irreversible", "eventualmente doloroso y potencialmente lesivo para la dignidad" una regulación de los cuidados paliativos como asistencia sanitaria "más adecuada para velar por el bienestar" del paciente y "la más humana", incluso "cuando aquello pueda acortar o incluso poner en peligro inminente su vida".

Entre sus derechos, la ley incluye los cuidados paliativos integrales, el tratamiento del dolor, previendo específicamente el derecho a la sedación paliativa, el derecho a recibir estos cuidados en el domicilio o en otro lugar que designe el paciente, al acompañamiento de sus familiares o allegados y el auxilio religioso que deseen, entre otros.

Además, recogen que se facilitará a las personas en el proceso final de su vida el acompañamiento de su entorno familiar, así como auxilio religioso conforme a sus convicciones, y la participación del voluntariado adscrito a ONG en el acompañamiento de paciente y familiares. El PP también propone que aquellos que no soliciten la aplicación de estos cuidados en su domicilio, o en el que caso de que tengan que ser hospitalizados por su situación médica, deben ser atendidos en una habitación individual, "con el nivel de atención, cuidado e intimidad que requiere su estado de salud".

Del mismo modo, indican que, cuando existan discrepancias entre profesionales médicos y paciente, que no se puedan solucionar con un acuerdo entre las partes, las instituciones sanitarias "solicitarán asesoramiento al Comité de Ética Asistencial correspondiente", que "podrá proponer alternativas o soluciones éticas" a las "decisiones médicas controvertidas".

EN LA CARTERA DE DEPENDENCIA

Por su parte, Vox recurre a la Constitución para señalar que en el artículo 15 se protege y defiende el derecho a la vida y a la integridad física y moral, un derecho que, a su juicio, no se acata con la ley que propone el PSOE. Además, en el texto registrado, recogido por Europa Press, se señala que la regulación de los cuidados paliativos es una reclamación que les llega del sector sanitario.

Como los 'populares', los de Santiago Abascal recogen en su propuesta el derecho a unos cuidados paliativos integrales y de calidad por profesionales perfectamente formados en la materia, el derecho a una información asistencial clara y comprensible para el paciente, al acompañamiento y a la intimidad del mismo, así como ha recibir la asistencia espiritual que solicite.

Además, Vox busca reconocer con esta ley los permisos laborales otorgados a los familiares de aquellas personas que estén en cuidados paliativos y propone reducir la burocracia administrativa para la solicitud de ayudas a la dependencia, incluyendo los cuidaos paliativos en el catálogo de dichas ayudas.

Contador