Actualizado 03/10/2011 21:09 CET

La Academia Karolinska no aclara si mantiene el Nobel de Medicina de Steinman, concedido cuando ya había muerto

ESTOCOLMO, 3 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Academia Karolinska, encargada de la concesión de los premios Nobel, ha emitido un nuevo comunicado en el que manifiesta su pesar por el fallecimiento de Ralph M. Steinman, uno de los galardonados con el Nobel de Medicina de este año, pero no aclara si mantiene la concesión del premio a pesar de que los estatutos por los que se rige la Academia prohíben expresamente su concesión a una persona fallecida.

"La Asamblea Nobel del Karolinska Institutet ha conocido con gran tristeza y pesar que el profesor Ralph Steinman (...) falleció el 30 de septiembre. Este mensaje fue transmitido por el presidente de la Universidad Rockefeller, donde trabajaba el profesor Steinman, a las 14.30 horas del lunes 3 de octubre de 2011, después del anuncio de la decisión y el anuncio del Nobel de Medicina o Fisiología de este año", explica el Instituto en un comunicado.

El premio fue anunciado a las 11.30 hora sueca (la misma en la España peninsular) y fue concedido al 50 por ciento al canadiense Steinman y al equipo formado por el estadounidense Bruce A. Beutler y el francés Jules A. Hoffmann, todos ellos por trabajos sobre inmunología. El premio está dotado con diez millones de coronas suecas, poco más de un millón de euros.

Existen casos de concesión del premio a título póstumo, como el del Nobel de Literatura de Erik Axel Karlfeldt (1931) y el de la Paz de Dag Hammarskjold (1961), pero los estatutos de los Nobel prohíben expresamente esta práctica desde 1974.

"El trabajo de una persona producido desde su fallecimiento no debe ser considerado para el premio. Sin embargo, si el ganador de un premio muere antes de recibir el premio, entonces debe ser presentado", explican los estatutos de la Fundación Nobel.

Desde este punto de vista, como los miembros de la Academia no sabían que Steinman murió el pasado viernes, el premio sería válido. Sin embargo, en la propia web de los Nobel se explica que "no se puede premiar de forma póstuma a menos que la muerte haya ocurrido después del anuncio del Premio".

En este sentido existe el precedente del Nobel de Economía de 1996, William Vickrey, quien falleció pocos días después de darse a conocer el premio. Conforme a los deseos de su viuda, Cecile Vickrey, el premio fue entregado por el colega y amigo del galardonado Lowell Harriss.

(EUROPA PRESS INTERNACIONAL)

IN SOC 20111003190356 COUS/DH