Myblu demanda al Gobierno por no retirar la campaña que incluye al vapeo como una forma de consumir tabaco

Publicado 05/11/2019 10:46:05CET

MADRID, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

Myblu Spain ha presentado este martes un recurso contencioso-administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid contra el Gobierno, después de que rechazara su solicitud de retirar o modificar la campaña institucional del Ministerio de Sanidad 'El tabaco ata y mata. En todas sus formas', presentada en septiembre sobre los riesgos que conlleva el uso de los cigarrillos y los nuevos productos de tabaco.

"El informe del propio Ministerio de Sanidad que se acompaña a esta insólita decisión reconoce que en los cigarrillos electrónicos no se consume tabaco y, por tanto, que esa campaña no es veraz, a pesar de lo cual desestima la solicitud de Myblu de rectificar esa información", señalan en un comunicado desde la compañía.

Por tanto, Myblu "se ve obligado a interponer este recurso ante el empecinamiento del Gobierno en no rectificar y no enmendar el error que admite en su propio informe". A su juicio, "con la continuidad de la campaña se está alimentando la confusión y desaprovechando una oportunidad magnífica para que muchos fumadores abandonen el tabaco y opten por alternativas mucho menos nocivas".

De hecho, advierte de que, desde que el Ministerio inició esta campaña, "muchos de los consumidores que habían optado por el vapeo han retornado hacia el tabaco, al recibir del Ministerio el mensaje de que vapear y fumar son la misma cosa". "Esto es especialmente grave, puesto que aparte del daño en la credibilidad del Ministerio en un asunto de salud pública, se está evitando con esta campaña que estos consumidores hayan abandonado el tabaco definitivamente", continúa el comunicado.

"LOS DISPOSITIVOS PARA VAPEAR NO SON TABACO"

Así, recuerdan que la contestación oficial por parte de la Comisión de Publicidad y Comunicación Institucional de Presidencia del Gobierno reconoce efectivamente que los dispositivos para vapear no son tabaco, sin embargo "el Gobierno justifica la falsa identificación del vapeo con el tabaco" que transmite la campaña en las "necesidades propias del lenguaje publicitario", además del "carácter limitado y de tipo sintético" de este tipo de campañas".

En definitiva, Myblu considera que "esta campaña atenta contra el derecho fundamental de todos los ciudadanos a recibir información veraz reconocido por artículo 20 de la Constitución Española, el cual deben los poderes públicos observar con especial intensidad, y particularmente el Ministerio de Sanidad, pues informar sobre si un producto es tabaco o no lo es, constituye un dato esencial en una cuestión sanitaria que afecta a todos los ciudadanos".

Y, en consecuencia, "no entienden que no se cese o rectifique esta campaña que está produciendo una gran confusión en los ciudadanos en un asunto tan relevante".

Finalmente, agradecerían que, "antes de propugnar ningún cambio normativo", el Gobierno tuviese en cuenta que la normativa que existe ya en España sobre el vapeo es "esencialmente la misma" que existe en toda la UE y valorara los recientes estudios científicos que sobre la efectividad del vapeo como método para dejar de fumar.

Contador