Matute critica "inacción" del Ministerio y que García tiene asumido que se cerrarán recursos sanitarios en CCAA

Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud
Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud - MINISTERIO DE SANIDAD
Publicado: miércoles, 5 junio 2024 15:52

MADRID, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Fátima Matute, ha criticado la "inacción en sus competencias" de la ministra de Sanidad, Mónica García, al no abordar ni atender las propuestas de las comunidades autónomas sobre el déficit de personal en el Sistema Nacional de Salud (SNS), "lo que va a provocar que se cierren recursos sanitarios en muchas comunidades autónomas, cosa que ha asumido" durante el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS) de este miércoles.

"Una desilusión", ha definido la reunión la máxima responsable de la Sanidad madrileña en declaraciones a los medios al término del Pleno Extraordinario, donde, según ha criticado, el Ministerio "no ha aceptado los puntos" que llevaban la mayoría de las comunidades del PP para "analizar el problema de la falta de profesionales, no sólo en verano, sino durante todo el año".

"Ha vuelto a hacer una inacción en sus competencias, lo que va a provocar que se cierren recursos sanitarios en muchas comunidades autónomas, cosa que ha asumido durante este Consejo Interterritorial", ha recalcado Matute, quien ha lamentado que "de nuevo" el Ministerio "no haya hecho los deberes", tal y como ha demostrado, según ha dicho, al no proponer medidas ni atender las que sí le han realizado las distintas comunidades autónomas.

Entre ellas, ha recordado a la titular del Ministerio que una de sus responsabilidades es "incentivar a los profesionales sanitarios" para que quieran trabajar en el SNS, algo que está condicionado al estar congelados los Presupuestos Generales del Estado (PGE) "por una estrategia meramente política".

"En la Comunidad de Madrid, tenemos los presupuestos mayores de la historia, más de 10.000 millones de euros y ahí vamos a seguir trabajando, pero, desde luego, eso sale de las arcas de la Comunidad de Madrid y el Ministerio debería aportar y dejar de infrafinanciar a las comunidades autónomas para que pudiéramos tomar ciertas medidas", ha reclamado.

"No todo es monetizable", ha recordado en cualquier caso para remarcar que otras de las demandas contemplan reivindicaciones como agilizar las acreditaciones de homologaciones de los extracomunitarios o el aumento de las plazas MIR. Sobre este punto, ha apuntado que el Ministerio se ha comprometido a facilitar "las cifras transparentes de los extracomunitarios que están pendientes en el Ministerio de Educación y que va a colaborar con ellos".

Matute ha citado el caso concreto de Cuba, donde según ha resaltado, "ya ni les homologan el título de Medicina General". Igualmente, ha reclamado el aumento de plazas de formación MIR.

LOS RESIDENTES

En esta reunión entre el Ministerio de Sanidad y las Comunidades Autónomas se ha abordado la situación de cobertura de las consultas de Medicina Familiar y Comunitaria durante el verano de 2024 y los diferentes planes de verano de las consejerías para hacer frente al previsible déficit de estos profesionales en esta época.

Este mencionado déficit se debe a que la pandemia de Covid-19 provocó que en 2020 los especialistas en formación comenzaran su periodo de prácticas en septiembre en vez de en junio, como es habitual. Por eso, este año, durante los meses de verano, va a haber una promoción menos de especialistas de las diferentes categorías. Sin embargo, a la vez van a coexistir dos promociones de especialistas en formación de cuarto año (y el verano que viene, dos promociones de quinto año en las especialidades que tengan esa duración).

El ámbito donde la situación es más complicada, como ha venido siendo habitual en los últimos años, es el de la Medicina Familiar y Comunitaria, especialmente en la práctica en Atención Primaria.

En cuanto a los residentes, la consejera madrileña ha incidido en que la Comunidad de Madrid quiere que terminen su formación de forma completa antes de pasar a formar parte del Servicio Madrileño de Salud (Sermas). "Queremos que terminen su formación de forma completa y vamos a estar a su lado y, desde luego, con los brazos abiertos para que, en cuanto terminen, formen parte de nuestro Sistema Madrileño de Salud", se ha limitado a señalar sobre si podrían trabajar sin supervisión.

Igualmente, la consejera ha remarcado que la ministra no ha sabido responder a las medidas que habría que poner en marcha en las Ciudades Autónomas de Ceuta y Melilla, donde el Ministerio tienen todas las competencias.

"Ha sido muy gracioso ver cómo, cuando Ceuta y Melilla le ha pedido qué podían hacer, porque tenían una población desatendida y en muchos servicios con sólo un profesional todo el año, no ha sabido comentar qué medidas concretas estaban tomando, porque la directora del Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (Ingesa) --dependiente del Ministerio-- se había ausentado", ha indicado.

En resumen, según ha apuntado Matute, el Ministerio quería analizar los planes de contingencia de las comunidades autónomas de cara al verano, "que se basan siempre en las mismas cosas, que son básicas en gestión", y ella "no conocía lo que le compete, que son sus ciudades de Ceuta y Melilla".

Contador