Actualizado 10/04/2013 13:20:39 +00:00 CET

Más de la mitad de los menores de ocho años no ha ido nunca al oftalmólogo, según Imo

Alumnos, niños, gafas, revisión, oculista
ANGEL CARBONELL/OBRA SOCIAL 'LA CAIXA'/IMO

BARCELONA, 10 Abr. (EUROPA PRESS) -

El 56% de los niños de ocho años no han ido nunca al oftalmólogo pese a que las revisiones en esta etapa son clave para evitar problemas de visión crónicos, según ha revelado este miércoles la Fundación IMO, a la luz de una encuesta realizada a 988 padres en el último Festival de la Infancia de Barcelona.

A través de un comunicado, la fundación ha explicado que la mayoría de los padres sondeados considera que sus hijos todavía son muy pequeños para ir al oftalmólogo o no lo creen necesario porque no han presentado ningún síntoma.

Sin embargo, tal y como ha apuntado la especialista en oftalmología pediátrica de IMO Ana Wert, "muchas veces existen problemas visuales que pasan desapercibidos o no se asocian a patologías visuales", por lo que ha instado a fomentar las revisiones oculares a los pequeños.

"Para evitar que se conviertan en deficiencias visuales crónicas e irreversibles es importante diagnosticarlos y tratarlos antes de los 8 años", ha afirmado Wert, que ha recordado que en esta etapa la visión alcanza el 100% de su desarrollo.

La importancia de la prevención queda patente en el hecho de que el 12% de los niños que, según la encuesta, sí han visitado al oftalmólogo, han sido diagnosticados de alguna patología ocular.

Las enfermedades más presentes entre los hijos de los padres encuestados son los defectos refractivos como la miopía, la hipermetropía y el astigmatismo, patologías que representan el 54% de los diagnósticos, seguidos por la ambliopía o la infrautilización del ojo de peor visión (15%) y el estrabismo o desviación ocular (12).