Más del 60% de los mayores de 50 años reconoce hidratarse de manera insuficiente

Actualizado 19/07/2012 19:03:50 CET
Dependencia, Vejez, Mayores, Abuelas
EUROPA PRESS

MADRID, 19 Jul. (EUROPA PRESS) -

Más del 60 por ciento de los mayores de 50 años reconoce hidratarse de manera insuficiente, ya que no ingiere el mínimo recomendado de 2 litros diarios, señalan desde la Fundación Edad&Vida, quienes han impulsado la tercera edición de la 'Campaña de Hidratación Edad&Vida', que ha contado con la colaboración de Aquarius y Coca-Cola España.

La iniciativa consiste en la distribución en 42 residencias españolas (unas 5.000 personas) más de 18.000 botellas de 1,5 litros de Aquarius así como recomendaciones generales sobre hidratación.

En concreto, las recomendaciones de la Fundación Edad&Vida pasan por beber diariamente 6-8 vasos de líquidos (agua, zumos, lácteos, infusiones y refrescos) y consumir ciertos alimentos con alto contenido en agua que pueden ayudar a mantener un adecuado nivel de hidratación, como frutas y verduras, como melón, sandía, fresa, pomelo, uva, naranja, zanahoria y pepino.

También, por beber sin esperar a tener sed y hacerlo de forma gradual -- mayor cantidad por la mañana y a media tarde-- para disminuir la frecuencia de micciones nocturnas. La temperatura del líquido debe estar entre 11 y 14 grados.

Estos expertos aconsejan además beber 1 ó 2 vasos de agua al levantarse, ya que puede ayudar a la movilidad intestinal y evitar las comidas abundantes. Consideran también que las bebidas con un contenido moderado de azúcares de absorción rápida y sales minerales contribuyen a asegurar una buena hidratación.

Ante síntomas como sequedad de mucosas y piel, disminución de la orina, estreñimiento, pérdida brusca de peso, orina oscura y concentrada, somnolencia, cefalea y fatiga extrema acudir al médico.

En general, las personas mayores en verano son más propensas a caer en un estado de deshidratación por la disminución de la sensación de sed, los problemas de movilidad o la presencia de otras enfermedades que pueden hacer que beban menos de lo necesario.