CC.OO convoca tres días de huelga de celadores del Hospital Infanta Leonor contra el planteamiento de un ERE

Actualizado 03/01/2012 18:44:55 CET
EUROPAPRESS/MADRID

MADRID, 3 Ene. (EUROPA PRESS) -

CC.OO. ha convocado tres días de huelga para el 12, 19 y 26 de enero entre el colectivo de celadores (TIGAS) del hospital Infanta Leonor, pero dependientes de la empresa privada Seguriber Salud, subcontratada a su vez por la concesionaria del servicio por parte de la Comunidad de Madrid, la empresa Hospital de Vallecas.

Según ha informado el sindicato, el 11 de enero, un día antes del inicio de los paros, a las 12 horas, en la puerta principal del hospital (Gran Vía del Este, 80), se ha convocado, además, una concentración, que se repetirá los días 12, 19, 25 y 26 del mismo mes.

Por otro lado, el día 18 de enero se ha convocado una nueva concentración frente a la Consejería de Sanidad de la Comunidad, "en última instancia responsable del hospital", ha destacado el sindicato madrileño.

Según ha explicado CC.OO., el conflicto se generó cuando Seguriber Salud planteó un expediente de regulación de empleo que afecta a la totalidad de la plantilla, 64 trabajadores, alegando causas organizativas y de producción.

Para la responsable del sector de CC.OO., Margarita Endériz, "esta causa lo que realmente esconde es la intención de la empresa de volver a optar a prestar el servicio pero, al despedir ahora a la totalidad de la plantilla, se cambiarán a la baja las condiciones laborales a los nuevos trabajadores que se contrate, al aplicarles un convenio distinto al de Clínicas privadas que es el actual".

"Lo realmente absurdo es que se quiera despedir a trabajadores cuando el servicio se continuará prestando por esta empresa u otra, y el día 1 de febrero se contratará a otros 64 trabajadores nuevos y los actuales se irán a la calle", ha añadido.

La responsable sindical ha "lamentado que sean los ciudadanos y pacientes quienes soporten las consecuencias del conflicto y no sólo en lo que afecte al servicio las mencionadas jornadas de huelga convocadas".

En su opinión, esta situación se produce "por la arrolladora política de externalizar y privatizar servicios en los hospitales públicos madrileños por parte de la Consejería de Sanidad, que conlleva en la mayoría de los casos, subcontratación y subcontratación de empresas y trabajadores".