Investigadores catalanes publican el primer mapa de las modificaciones químicas del ADN

Actualizado 17/12/2008 22:15:08 CET
- EP

L'HOSPITALET DE LLOBREGAT (BARCELONA), 17 Dic. (EUROPA PRESS) -

Un equipo de investigadores del Instituto de Investigaciones Biomédicas de Bellvitge (IDIBELL) y del Instituto Catalán de Oncología (ICO) han publicado en la revista 'Cell' uno de los primeros mapas de las modificaciones químicas que experimenta el material genético de las células.

Los científicos han analizado la metilación, un tipo de modificación química que, si actúa de forma anormal, puede bloquear la expresión de genes que protege contra el cáncer y otras patologías.

Según informaron hoy fuentes del ICO, la investigación ha sido liderada por el científico Manel Esteller y ha obtenido el primer esbozo del epigenoma humano en lo que se refiere a la metilación del ADN.

Se trata de "una especie de cartografía molecular, como un mapamundi elaborado justo después del descubrimiento de América, por lo tanto, aún falta mucha investigación para determinar los perfiles precisos de los continentes que forman el epigenoma humano y posteriormente utilizarlos para un mejor tratamiento de las enfermedades humanas", explicó el ICO.

La metilación es una modificación química que altera ligeramente la secuencia de ADN. Según el estudio, todos los cromosomas de la célula pueden sufrir alteraciones de la metilación.

Este fenómeno puede comportar el bloqueo de la expresión de genes que deberían protegernos contra el cáncer o hacer que los cromosomas se vuelvan frágiles y aparezcan patologías. Además, las alteraciones químicas pueden encontrarse en enfermedades distintas a los tumores como el Alzheimer, la arteriosclerosis o patologías autoinmunes.

El estudio de los investigadores catalanes es una primera aportación al objetivo de obtener el mapa completo del epigenoma humano, es decir, de las modificaciones químicas que experimenta el ADN y las proteínas que lo regulan.

La determinación de este mapa es más costoso que la secuenciación del genoma puesto que cada persona dispone de un solo genoma pero tiene como mínimo 150 tipos diferentes de epigenoma.