Actualizado 22/09/2010 12:45 CET

Identifican un gen asociado al ictus

MADRID, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de las universidades de Maastricht y Würzburg en Alemania han identificado un gen asociado al ictus que podría ayudar en el tratamiento de la enfermedad. Los resultados de su trabajo se publican en la revista 'PLoS Biology'.

Los investigadores han descubierto una enzima responsable de la muerte de las células nerviosas después de un ictus. La enzima NOX4 produce hidrógeno peróxido, una molécula cáustica también utilizada en agentes blanqueadores. La inhibición de NOX4 mediante un nuevo fármaco experimental en ratones con ictus reduce en gran medida el daño cerebral y preserva las funciones cerebrales, incluso cuando se proporciona horas después del ictus.

Según explica Christoph Kleinschnitz, el ictus isquémico es la segunda causa de mortalidad en todo el mundo. En la actualidad sólo existe una terapia aprobada y su eficacia es moderada y sólo puede utilizarse en el 10 por ciento de los pacientes debido a las contraindicaciones. El estudio propone una estrategia completamente nueva al inhibir la fuente importante de peróxido de hidrógeno y prevenir su formación.

La eliminación del gen NOX4 en los ratones no produjo anomalías en los animales y por ello no se esperan efectos secundarios obvios de un futuro fármaco inhibidor de NOX4.

Según los investigadores, la identificación de NOX4 como una enzima con un papel clave para eliminar las células nerviosas después de un ictus en ratones convierte la inhibición de NOX4 en un prometedor método terapéutico para el ictus en humanos.