Gripe aviar.- Defensa podrá producir de 8 a 10 millones de comprimidos de oseltamivir al mes en caso de pandemia

Actualizado 05/02/2008 14:10:26 CET

El Centro Militar de Farmacia de Burgos asumirá la producción de los antivirales y de medicamentos contra enfermedades 'raras'

MADRID, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

Los ministros de Defensa y Sanidad, José Antonio Alonso y Bernat Soria, firmaron hoy en Madrid un convenio de colaboración por el que el Centro Militar de Farmacia de Burgos (CEMILFAR Burgos) asumirá la producción mensual de entre ocho y diez millones de comprimidos de oseltamivir (medicamento antiviral selectivo contra el virus de la influenza), para afrontar una eventual de gripe aviar en del territorio nacional.

Tras rubricar el protocolo en la sede del Ministerio de Defensa, el titular de Sanidad enmarcó el acuerdo en la "necesaria y fructífera" colaboración entre ambos Departamentos y subrayó que el Gobierno se dota de este modo de "herramientas ágiles y eficaces" ante situaciones que espera no tener que afrontar "nunca".

Por su parte, el ministro de Defensa destacó el hecho de que el convenio permita que los ciudadanos españoles en el extranjero puedan beneficiarse de la atención sanitaria prestada por los Cuerpo Militar de Sanidad, que podrá, por ejemplo, realizar vacunaciones a personal civil o repatriar a españoles por razón humanitaria.

Posteriormente, Soria incidió en que "los virus y las bacterias no saben de fronteras", indicó y resaltó que el protocolo vaya a permitir la fabricación de medicamentos para tratar enfermedades catalogadas como 'raras' por el bajo índice de afectados. Además, subrayó que España ya adoptó en 2005 las medidas necesarias para afrontar una pandemia de gripe aviar y que el convenio servirá para garantizar la producción de comprimidos de oseltamivir.

El acuerdo de colaboración entre los Ministerios de Sanidad y Consumo y Defensa establece la creación de una cadena de producción de diversos medicamentos con la intención de ser usados contra posibles pandemias, tanto en España como en países del tercer mundo donde se produzcan emergencias sanitarias.

El equipamiento, maquinaria e instalaciones ubicadas en Burgos requerirán una inversión de 1.185.000 euros, de los cuales Defensa sufragará 800.000 y Sanidad 385.000. Permitirá además la fabricación de medicamentos y antídotos que se requieran en casos excepcionales de conflictos o catástrofes, previa autorización de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios.

COBERTURA SANITARIA PARA MISIONES INTERNACIONALES.

Asimismo, el centro de Burgos también producirá medicamentos sin interés comercial para enfermedades raras que podrán también ser enviados a los países en vías de desarrollo que lo necesiten. Por otra parte, el acuerdo fija que ambos ministerios establecerán una línea de colaboración en materia de protección de la salud de las personas que vayan a desplazarse en misiones internacionales, en asesoría para desplazamientos fuera de España y en emergencias.

Defensa se compromete en este aspecto a prestar su colaboración en todas aquellas actividades de control de sanidad exterior y protección de la salud de los viajeros internacionales, así como para la aplicación del "reciente" Reglamento Sanitario Internacional. El Centro Militar de Farmacia de Burgos tendrá además la misión de almacenar los antivirales contra la gripe aviar y la reserva nacional de vacunas contra la viruela para su distribución en caso de crisis sanitaria.