Actualizado 06/04/2010 15:03

Fontilles estrena un corto basado en testimonios reales sobre las personas con lepra sin atención sanitaria en el mundo

VALENCIA, 6 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Lucha contra la Lepra 'Fontilles' estrenará mañana, miércoles 7, un cortometraje basado en testimonios reales coincidiendo con la celebración del Día Mundial de la Salud, según informó hoy el Arzobispado.

El corto, que lleva por título 'Sin stock', pone de relieve la "situación que viven millones de personas que no pueden acceder a los servicios de atención sanitaria y a un tratamiento efectivo para sus enfermedades. El video será proyectado mañana a las 19.30 horas en el Centro Cutural Bancaja, en la calle General Tovar, 3, de Valencia.

La lepra, la malaria, el mal de Chagas, la úlcera de Buruli "siguen afectando a las poblaciones más pobres del planeta, sin acceso a servicios de salud". Además, no se destinan recursos a la investigación y al desarrollo de tratamientos efectivos contra ellas por la falta de rentabilidad económica, se añadió.

El cortometraje alerta también "de que el mundo desarrollado no está totalmente a salvo de circunstancias imprevistas en salud que podrían poner en peligro la seguridad a la que estamos acostumbrados".

'Sin stock', que ha sido realizado con la colaboración de la Generalitat Valenciana, adjunta una guía didáctica, dirigida a alumnos de 16 años, con actividades para trabajar en el aula e información sobre el "derecho a la salud, las enfermedades olvidadas y los problemas a los que se enfrentan cada día los afectados".

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, la lepra "sigue activa en más de cien países, fundamentalmente del Tercer Mundo". Durante la campaña de 2010, que tiene como título 'Trabajamos por un mundo sin lepra ¿Nos ayudas?', 'Fontilles' tiene previsto apoyar un total de 32 proyectos de cooperación sanitaria en 15 países.

Fontilles es una asociación sin ánimo de lucro cuyo objetivo es "acabar con la lepra y sus consecuencias, así como luchar contra las enfermedades ligadas a la pobreza con proyectos de cooperación sanitaria en los países afectados". La entidad, que cuenta con 10.000 colaboradores, atiende, en la actualidad, a cerca de tres millones de personas a través de sus programas internacionales, de prevención, sensibilización, formación y erradicación de la lepra y de otras enfermedades ligadas a la pobreza.