Actualizado 06/04/2010 12:54 CET

El flujo sanguíneo en los pulmones delata el enfisema

EP

MADRID, 6 Abr. (EUROPA PRESS) -

La medición de las diferencias en los patrones de flujo sanguíneo de los pulmones podría ayudar a los investigadores a identificar de forma precoz qué fumadores son más propensos a desarrollar enfisema, según un estudio de la Universidad de Iowa en Estados Unidos que se publica en la edición digital de la revista 'Proceedings of the National Academy of Science' (PNAS).

Los científicos, dirigidos por Eric Hoffman, estudiaron los pulmones de fumadores y no fumadores con una técnica de imágenes de escáner de tomografía computerizada que reveló los patrones de flujo sanguíneo en diferentes secciones de los pulmones en los dos grupos.

Los autores descubrieron que la inhalación del humo del tabaco inflamaba partes de los pulmones y alteraba el flujo sanguíneo de los pulmones de los fumadores que intentaban maximizar la recaptación de oxígeno. Las regiones con bajo flujo sanguíneo en el tejido pulmonar inflamado pueden promover la destrucción del tejido e inhibir su reparación dando lugar finalmente a la formación de los síntomas característicos del enfisema.

Tras realizar escáneres de 41 personas, los investigadores pudieron establecer la diferencia entre aquellos que habían fumado y los que no lo habían hecho nunca, los fumadores sin signos de enfisema y los fumadores con un funcionamiento pulmonar normal pero con signos precoces y sutiles de enfisema. Este último grupo de fumadores tenía los patrones de flujo sanguíneo más alterados en comparación con los pulmones normales.

Los investigadores sugieren que sus resultados podrían ayudar en las mediciones de riesgo para el enfisema y a poner en marcha pruebas farmacéuticas. Tanto Eric Hoffman como Geoffrey McLennan, otro de los autores del trabajo, son fundadores y accionistas de la compañía 'VIDA Diagnostics' que comercializa un software para tomar imágenes pulmonares derivado de su investigación en laboratorio.