Farmacéuticos de Madrid colaboran para evitar que los pensionistas superen los límites de aportación mensual por recetas

Actualizado 29/08/2012 15:49:10 CET

MADRID, 29 Ago. (EUROPA PRESS) -

Los farmacéuticos de la Comunidad de Madrid llevarán un registro de las cantidades que los pacientes pensionistas y sus beneficiarios abonan en las oficinas de farmacia de la región cuando retiren medicamentos o productos sanitarios con recetas, a partir del 1 de septiembre.

Para ello, la Consejería de Sanidad ha elaborado el llamado 'Documento de Dispensación en la Farmacia', con el objetivo de evitar que los pensionistas se vean obligados a adelantar dinero a la Administración por sus recetas cuando superen los niveles mensuales de aportación máximos fijados dependiendo de la renta, según un comunicado del Colegio Farmacéutico.

Los farmacéuticos deberá anotar en el documento del usuario la fecha de dispensación, el PVP total del conjunto de envases dispensados, la aportación total que corresponde pagar en esa dispensación y la aportación total acumulada de dispensaciones anteriores.

Los profesionales de las oficinas de farmacia podrán así comprobar si el paciente ha alcanzado los topes mensuales establecidos para evitar que siga realizando el pago de la aportación de sus medicamentos en la farmacia.

Cuando el paciente alcance el límite máximo de aportación mensual, el farmacéutico estampillará en la nueva tarjeta un sello que indique 'tope de aportación' y así, en la siguiente dispensación, el farmacéutico no procederá al cobro del porcentaje de aportación correspondiente al usuario.

Los usuarios podrán retirar el nuevo 'Documento de Dispensación' en sus centros de salud. Dicho documento incluirá su código de identificación personal, código del tipo de aportación y límite máximo mensual de aportación, así como el mes de validez y la estampilla con el sello del Centro de Salud, y, por último, deberán presentarlo junto con su tarjeta sanitaria.

El vocal de Farmacia del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid (COFM), Jaime Acosta, ha explicado que "el sistema será transitorio hasta la completa adaptación de los sistemas informáticos de la Consejería de Sanidad". El despliegue de la red VPN-IP a la totalidad de las farmacias de la Comunidad de Madrid permitirá automatizar el proceso en un plazo máximo de 4-5 meses.

El 'Documento de Dispensación' sólo es válido para las recetas y farmacias de la Comunidad de Madrid, gracias al acuerdo con el COFM. El documento tiene una validez mensual y es intransferible y propiedad del paciente, si bien se podrá delegar en otra persona siempre y cuando presente la tarjeta sanitaria del titular del documento. En el nuevo soporte de dispensación no se podrán anotar las dispensaciones de otro paciente.