Actualizado 07/10/2011 16:50 CET

Experto asegura que los cuidados paliativos son la forma "más humana y barata" de tratar al paciente terminal

Cuidados Paleativos
EUROPA PRESS

MADRID, 7 Oct. (EUROPA PRESS) -

La sanidad debería "hacer un mayor hueco a los cuidados paliativos en el sistema y poner un límite a la medicina curativa" en las situaciones de fin de la vida, pues son "la respuesta más humana que se le puede dar a un paciente al que no se puede curar" y además "una respuesta saludable a la situación de crisis económica, por ser mucho más baratos que un proceso de ingreso hospitalario en una unidad para curar y no para paliar".

Así lo ha señalado a Europa Press en víspera del Día Mundial de los Cuidados Paliativos, que se celebra este sábado 8 de octubre, el director general del Centro San Camilo y el Centro de Humanización de la Salud, José Carlos Bermejo, donde se celebra este viernes y sábado las VI Jornadas de Familia y Cuidados Paliativos.

"La medicina curativa busca siempre salvar la vida del paciente, a toda costa, y le resulta muy difícil aceptar la muerte. Al final de la vida hay que ser realistas con las posibilidades de la ciencia y renunciar a procedimientos y tratamientos que prolonguen no la vida, sino el proceso de morir", reclama Bermejo.

A su juicio, hay que evitar "que la tecnología colonice el proceso de la muerte, del que cada la persona debe ser protagonista". "Los cuidados paliativos son la respuesta más humana que se le puede dar a un paciente al que no se puede curar. Se trata de aliviar los síntomas, de dar soporte emocional a pacientes y familiares y de promover al máximo la autonomía y dignidad personal", ha señalado.

Según Bermejo, los cuidados paliativos, que llegaron a España en los años 80 procedentes del mundo anglosajón, "se están desarrollando a buen ritmo en este país". España cuenta con más de 800 dispositivos de estos cuidados, distribuidos en unidades hospitalarias y no hospitalarias y en servicios de atención domiciliar.

Sin embargo, cree que estos dispositivos son "insuficientes" para las necesidades actuales y están "especialmente centrados en los pacientes oncológicos", a pesar de que deberían "extenderse a muchas otras patologías".

Unas 350 personas participan este viernes y sábado en las VI Jornadas de Familia y Cuidados Paliativos, organizadas en el Centro de Humanización de la Salud, en Tres Cantos (Madrid). La cita contará con mesas de debate y talleres sobre el testamento vital, el 'counselling', la reconciliación al final de la vida, la atención psicoemocional o el síndrome del 'burn-out' de los cuidadores.