Publicado 05/05/2021 15:42CET

La directora de los CDC de EEUU muestra cautela frente a la COVID-19 y pide vacunar a la ciudadanía "donde estén"

Vacunación contra la COVID-19 en Orlando, Florida, Estados Unidos.
Vacunación contra la COVID-19 en Orlando, Florida, Estados Unidos. - Paul Hennessy/SOPA Images via ZU / DPA

MADRID, 5 May. (EUROPA PRESS) -

La directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés), Rochelle Walensky, se ha mostrado este miércoles cautelosa respecto a la COVID-19 y ha urgido a vacunar a la ciudadanía "donde esté".

Cuestionada sobre la posibilidad de que el país norteamericano experimente un repunte de los contagios con la llegada del invierno, Walensky ha señalado que hay que ser "humilde" ante el virus.

"Creo que tenemos variantes por delante", ha indicado, antes de recordar que la ciudadanía estadounidense aún no cuenta con "completa inmunidad" ante la COVID-19. "Así que creo que cualquier cosa es posible, deberíamos centrarnos en proteger y vacunar ahora para prevenir que eso (el repunte) ocurra", ha dicho en declaraciones a la cadena de televisión CNN.

Por ello, ha urgido a "alcanzar a las personas donde estén" para administrarles la vacuna contra la COVID-19, argumentando que Estados Unidos contará con un gran suministro de fármacos para principios de mayo. "Sabemos que este sería el momento (de vacunar) a gente más indecisa, la gente que no se está apresurando para vacunarse", ha insistido, poniendo el foco en que las autoridades deben trabajar para llegar a las comunidades "y entender por qué pueden estar indecisos".

Entre las acciones a llevar a cabo enumeradas por Walensky figuran proveer a las farmacias estadounidenses de más dosis y expandir la vacunación en las áreas rurales.

Hasta el momento, en Estados Unidos se han administrado más de 248 millones de dosis de la vacuna contra la COVID-19, con más de 106 millones de ciudadanos con la pauta completa. La nación norteamericana, la más golpeada por la pandemia del mundo, ha constatado más de 32,5 millones de contagios, incluidas más de 578.000 víctimas mortales.