Desarrollan un bisturí 'inteligente' que detecta el tejido canceroso

Actualizado 18/07/2013 15:38:41 CET

MADRID, 18 Jul. (EUROPA PRESSS) -

Investigados del Imperial College de Londres en Reino Unido han desarrollado un bisturí 'inteligente' que puede detectar en segundos si el tejido que se corta es canceroso o no, lo que podría significar en el futuro una cirugía más efectiva y precisa, además de reducir operaciones adicionales para eliminar los restos tumorales.

La investigación, que publica este jueves en la revista 'Science Translational Medicine', ha sido financiada por el Instituto Nacional de Investigación en Salud (NIHR) Centro de Investigación Biomédica de Imperial , el Consejo Europeo de Investigación y la Oficina Nacional de Hungría para la Investigación y la Tecnología.

Este aparato, que han llamado 'iKnife', se basa en la electrocirugía, una tecnología inventada en la década de 1920 que se utiliza comúnmente, consiste en utilizar una corriente eléctrica al tejido mediante calor, de modo que se reduce al mínimo la pérdida de sangre. Al hacerlo, se vaporizan el tejido, la creación de humo que normalmente es succionado por los sistemas de extracción.

El responsable de su desarrollo, el doctor Zoltan Takats se dio cuenta de que este humo podría ser una fuente con gran información biológica. Para conseguir captar este vapor se conectó el bisturí electroquirúrgica a un espectrómetro de masas, un instrumento analítico utilizado para identificar qué productos químicos están presentes en una muestra.

"Los diferentes tipos de células producen miles de metabolitos en diferentes concentraciones, por lo que el perfil de los productos químicos en una muestra biológica puede revelar información sobre el estado de ese tejido", señala el centro investigador en un comunicado, que ha destacado la rapidez (menos de 30 minutos) con la que se analizan los datos clínicos.

Los investigadores usaron primero el 'iKnife' para analizar muestras de tejidos obtenidos de 302 pacientes sometidos a cirugía, registrando las características de miles de tejidos cancerosos y no cancerosos, incluyendo el cerebro, pulmón, mama, estómago, colon y tumores en el hígado para crear un biblioteca de referencia. De este modo, el 'iKnife' utiliza esta biblioteca para determinar qué tipo de tejido se corta, dando un resultado en menos de tres segundos.

Este aparato ya ha sido probado en un primer estudio en la sala de operaciones, donde se utilizó sobre 91 pacientes diagnosticados, consiguiendo un 100 por ciento de precisión al instante. "En todas las pruebas, el tipo de tejido identificado por el 'iKnife' coincidía con el diagnóstico post-operatorio basado en métodos tradicionales", advierte.

En los cánceres relacionados con tumores sólidos, la eliminación del cáncer en la cirugía suele ser la mejor esperanza para el tratamiento. El cirujano normalmente recoge también parte del margen del tumor con tejido sano. Sin embargo, a menudo es imposible saber a simple vista qué tejido es canceroso.

De hecho, una de cada cinco pacientes con cáncer de mama que se someten a cirugía requieren una segunda operación para extirpar completamente el cáncer. En caso de duda, el tejido extraído se envía a un laboratorio para su análisis, mientras el paciente se encuentra bajo anestesia general.

"Estos resultados proporcionan evidencia convincente de que el 'iKnife' se puede aplicar en una amplia gama de procedimientos de cirugía", ha señalado Takats, quien destaca que "proporciona un resultado casi al instante, lo que permite a los cirujanos realizar procedimientos con un nivel de precisión que no ha sido posible antes".

"Creemos que tiene el potencial de reducir las tasas de recurrencia del tumor y permitir que más pacientes para sobrevivir", concluye el investigador, quien destaca que en el futuro podría identificar muchas otras características, como los tejidos con un suministro inadecuado de sangre, o tipos de bacterias presentes en un tejido.