Publicado 14/04/2020 19:06:43 +02:00CET

Derecho a Morir Dignamente pide garantizar los cuidados paliativos en pacientes de Covid-19

Cuidados paliativos
Cuidados paliativos - GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / PIKSEL - Archivo

MADRID, 14 Abr. (EUROPA PRESS) -

Derecho a Morir Dignamente (DMD) ha instado al Ministerio de Sanidad y a las consejerías de Sanidad autonómicas que garanticen unos cuidados paliativos, tanto en el domicilio como en hospitales y residencias, que faciliten una muerte digna y sin sufrimiento, tanto a las personas que deseen permanecer en su domicilio por el Covid-19, como a las que estén ingresadas, acompañadas de sus seres queridos.

Asimismo, defienden a través de un comunicado que los ritos funerarios deberían ser considerados actividades esenciales, "de manera que se permitiera una despedida más humana y acorde con nuestra cultura".

"El hecho traumático de que el virus esté acortando miles de vidas, a veces de forma inesperada, no excusa la necesidad de abordar la situación con la responsabilidad que cabe esperar de una sociedad madura. El final de una vida digna es una muerte digna, y debemos intentar preservar este principio, incluso en estas complicadas circunstancias", detallan.

En este contexto, recuerdan que la capacidad de decisión sobre la propia vida y el acompañamiento familiar "forman parte de los derechos de los pacientes y deberían ser garantizados en la medida de lo posible". "Es necesario que la ciudadanía tenga presentes sus derechos para que valore las diferentes alternativas y solicite la aplicación de las que considere oportunas; que los profesionales ayuden a hacerlas posibles; y que las instituciones garanticen los derechos del paciente previamente mencionados", insisten.

En cuanto al consentimiento informado, indican que "es el fundamento de la relación asistencial" y que, por tanto, "también en esta difícil situación es necesario hacer un esfuerzo por respetar el derecho a la información, a la elección entre las distintas opciones clínicas, al alivio del sufrimiento y a una muerte digna en compañía de seres queridos". "Antes de la toma de decisiones, es muy importante, y un imperativo legal, preguntar a cada persona sobre sus valores y su voluntad, que deberá ser respetada en la medida de lo posible", resumen.

Por otra parte, lamentan que las medidas de aislamiento estricto para los pacientes de coronavirus están provocando "situaciones de desconsuelo al final de la vida que podrían mitigarse, como de hecho se está haciendo en algunos casos, como mínimo garantizando la comunicación telemática". "Más allá de eso, y siendo conscientes de la dificultad, debemos tender a garantizar también el acompañamiento de al menos un familiar o persona de confianza, con las medidas de protección pertinentes, en los casos en los que la enfermedad se haga irreversible", reclaman.