Conocer el entorno y una vacunación adecuada, principales recomendaciones a la hora de viajar a un país endémico

Actualizado 30/12/2011 14:02:24 CET
Viajeros En Un Aeropuerto
EUROPA PRESS

MADRID, 30 Dic. (EUROPA PRESS) -

Uno de los internistas del Hospital USP San Camilo, el doctor Javier Montero Jiménez, recomienda a los viajeros tener en cuenta la profilaxis y vacunación de sus lugares de destino durante la Navidad. Esta medida para evitar enfermedades, es complementaria al consejo de conocer el entorno del emplazamiento de vacaciones, así como portar un botiquín de "automedicación juiciosa", explica el especialista.

Cada vez más las familias aprovechan las fiestas navideñas para realizar viajes de turismo, de hecho esta situación está tan en alza que se espera que la cifra de personas que se desplazan de un país a otro alcance los 1.600 millones en 2020, según datos de la Organización Mundial de Turismo. Por ello, es importante conocer las recomendaciones esenciales a la hora de viajar.

El Ministerio de Sanidad realiza al respecto de estos viajes recomendaciones para antes, durante y después del viaje. Acudir al médico de Atención Primaria, sobre todo niños y ancianos por estar en edades de riesgo, es muy aconsejable antes de hacer la maleta; así como efectuar la vacunación correcta. Para ello, los viajeros podrán informarse en la web del ministerio, 'www.msps.es', de las dosis obligatorias y recomendadas en cada país.

LAS VACUNAS DEL CÓLERA Y LA MENINGITIS SON OBLIGATORIAS

Estratificando por zonas geográficas, las vacunas del cólera y de la Meningitis Meningocócica se consideran obligatorias cuando el viajero vaya a desplazarse a un país endémico. Sin embargo, las de la fiebre tifoidea, la Hepatitis A y B, la Poliomielitis o la rabia son sólo recomendadas. De hecho, para Montero Jiménez sólo son indispensables las de la fiebre amarilla en determinadas zonas de África, Asia y Sudamérica.

El internista considera importante informarse sobre la alimentación típica del lugar de destino, sobre la potabilidad de su agua o si hay posibilidad de contraer enfermedades mediante picaduras de mosquito. Además ofrece otras recomendaciones al viajero durante estas navidades como tener conocimiento sobre los diferentes estilos de vida para elegir la ropa más adecuada.

El ministerio también hace hincapié a la prevención durante la estancia en estos países. Debido a ello, recomienda a los turistas ser muy cuidadosos a la hora de ingerir alimentos o al usar el agua local para baños o consumo. Una vez que el viaje haya finalizado, la única medida aconsejada es informar al médico de cabecera del viaje realizado.

Además de estos consejos, el turista tiene a su disposición la denominada 'Medicina del Viajero', que tiene como finalidad protegerle de la enfermedad. Esta posibilidad, a la que la persona que se desplaza de un lugar a otro puede acogerse, pretende una mejor adaptación al nuevo entorno biológico. Su empleo se hace aún más fundamental cuando el destino del viajero es una zona tropical, subtropical o un área socio-económicamente deprimida.

Mediante la 'Medicina del Viajero' se podrá obtener información sobre las normas de conducta que permitan reducir el riesgo de exposición a enfermedades, realizar profilaxis de la malaria si se viaja a zonas endémicas o recibir las vacunaciones necesarias en cada caso.

Por último, el especialista considera que en el botiquín que transporte el viajero no deben faltar "antisépticos locales, gasas, tiritas y tijeras para atender pequeñas heridas, repelentes de insectos, pomada antihistamínica, antiinflamatorios y analgésicos de uso corriente, antidiarreicos y algún antibiótico oral".