Publicado 25/05/2022 18:41

El Centro de Neurociencias AC HM CINAC de Barcelona se consolida en la cirugía de alta complejidad

HM CINAC Barcelona
HM CINAC Barcelona - HM HOSPITALES

MADRID, 25 May. (EUROPA PRESS) -

El Centro Integral de Neurociencias AC HM CINAC Barcelona, ubicado en el Hospital HM Nou Delfos, se consolida como referencia quirúrgica de alta complejidad para patologías neurológicas en Barcelona, debido al alto volumen y la dificultad de los abordajes que se realizan.

El más reciente se ha producido recientemente cuando el equipo del neurocirujano Esteban Cordero ha extirpado un voluminoso tumor de hipófisis de una paciente llegada expresamente de las Islas Canarias para ser tratada en el centro de la capital catalana.

De este modo, el Servicio de Neurocirugía que lidera el doctor Cristóbal Perla, unido a los de Neurología y Neurofisiología, y la Unidad de Diagnóstico Avanzado en Epilepsia, que dirige el doctor Rodrigo Rocamora, encabezan una oferta asistencial multidisciplinar de HM CINAC Barcelona, que se complementa con las Unidades de Sueño, Trastornos del Movimiento, Migraña y Clínica del Dolor para ofrecer al paciente una atención integral y personalizada.

La paciente, que ya había sido operada de este problema hace 20 años, llegó hace unas semanas a HM Nou Delfos con un macroadenoma hipofisario que le afectaba los nervios ópticos, provocándole la pérdida de prácticamente toda la visión.

El doctor Cordero explica que "la mujer no se había sometido a ninguna revisión desde que le extrajeron el tumor por primera vez y hace un año que empezó a perder vista hasta casi dejar de ver con un ojo y, con el otro, tener una visión de 0,3 solamente".

QUIRÓFANO INTEGRADO DE NEUROCIENCIAS

Dada la complejidad de la intervención, originada por el voluminoso tamaño del tumor (40x50mm) y las características de la paciente, esta se llevó a cabo en el innovador quirófano integrado de Neurociencias.

Este cuenta con una dotación tecnológica única en la sanidad catalana privada. Dispone de un TAC intraoperatorio móvil de gran versatilidad, posee un sistema de monitorización intraoperatoria capaz de obtener información 'on line' cada 5 segundos sobre cómo tolera el paciente las maniobras quirúrgicas y los neuronavegadores aumentan la precisión al facilitar el seguimiento del avance de la operación.

Asimismo, su tecnología permite a los especialistas el desarrollo de procedimientos quirúrgicos en 3D, proporcionando al cirujano el control absoluto de la situación y posibilitando abordajes mínimamente invasivos, que reducen los riesgos del postoperatorio y garantizan mayor seguridad para el paciente.

El responsable del Servicio de Neurocirugía de HM Nou Delfos, el doctor Cristóbal Perla, asegura que se trataba de un caso "muy complicado, pues al haber sido sometida ya a una operación muy similar, había zonas del cuerpo como la nariz que ya no estaban intactas y eso dificultaba la intervención".

En este sentido, el neuronavegador del que se dispone en el quirófano integrado de Neurociencias de HM Nou Delfos ha resultado clave a la hora de poder practicar la técnica de manera más precisa y menos invasiva.

Durante la intervención quirúrgica, se practicó a la paciente una endoscopia transesfenoidal y se le extirpó el tumor a través de la nariz. De esta manera, "ha podido recuperar casi el cien por cien de la visión alcanzando una vista del 0,5 con el ojo que casi había perdido y del 0,8 con el otro", señala el doctor Cordero.

Con el objetivo de garantizar su éxito, el equipo que lidera el doctor Perla analizó y valoró el caso personalizadamente y ha trabajado coordinadamente con los especialistas de Endocrinología, Radiología de la Imagen, Anestesiología y UCI (a posteriori).

Para el director territorial de HM Hospitales en Cataluña, el doctor Joan Sala, este "constituye un nuevo ejemplo de la atención integral, personalizada y multidisciplinar que ofrecemos a nuestros pacientes".

TUMOR CON ESCASA INCIDENCIA

Actualmente, en España, los adenomas hipofisarios constituyen entre el 10 y el 15 por ciento de las neoplasias intracraneales, con una incidencia anual aproximada de 25 casos por millón de habitantes.

Además de la falta de visión, el tumor de hipófisis puede generar dolor de cabeza, pérdida del vello corporal o disminución del impulso sexual. Entre los hombres, también puede darse impotencia, pérdida del vello facial y crecimiento del tejido de la mama; mientras que, entre las mujeres, otros síntomas son ausencia o alteración de la menstruación, dificultades para quedar embarazada o flujo de leche en las mamas a pesar de no estar embarazada ni amamantando. Finalmente, entre los niños, puede provocar retraso en el crecimiento y desarrollo sexual.