La empresa alemana DKMS niega haber incumplido la ley española y asegura que "sólo quieren salvar vidas"

Actualizado 19/01/2012 14:39:07 CET

MADRID, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

La empresa alemana DKMS, acusada por la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) de captar donantes de médula ósea en España "de forma ilegal", asegura que "en ningún momento" han incumplido la legislación española en materia de donación y trasplantes y que "sólo quieren salvar vidas".

"No luchen contra DKMS, luchen contra la leucemia", ha advertido en rueda de prensa Stefan Winter, presidente de esta entidad, que ya se ha puesto en contacto por carta con la ministra de Sanidad, Ana Mato, para "pedirle su apoyo" y evitar que se impulse una "ley antivida" que impida su actividad en España.

Además, ha interpuesto un recurso contencioso-administrativo contra la ONT en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) por haber actuado contra ellos "sin base legal" y causando "un daño para su imagen".

La empresa alemana ha reconocido también que decidió buscar donantes en España porque el actual sistema de donación "no es bueno", e insiste en que actúan "sin ánimo de lucro", en contra de los que dice Sanidad. "Todo el dinero que recaudamos lo reinvertimos en nuestra misión: captar donantes", ha asegurado Gerhard Ehninger, fundador de esta entidad hace 20 años.