Actualizado 16/11/2011 14:58 CET

AV.- El consejero catalán apunta a un nuevo recorte en el presupuesto de Salud en 2012 sin tocar la atención sanitaria

El Conseller De Salud De La Generalitat, Boi Ruiz
EUROPA PRESS

Asegura que la huelga la han seguido el 20 por ciento de los médicos y ello no alterará los planes de Salud

BARCELONA, 16 Nov. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Salud de la Generalitat catalana, Boi Ruiz, ha abierto la puerta este miércoles a un nuevo recorte en el presupuesto del departamento para 2012, tras un año en el que se ha contraído 900 millones de euros, aunque ha garantizado que esta hipotética reducción no afectará en ningún caso a la atención sanitaria.

Entre las actuaciones que se podrían acometer para reducir el gasto, Ruiz ha apuntado a la disminución del coste del alquiler de equipamientos, campañas de publicidad y estructuras administrativas, entre otros, aunque se ha mostrado taxativo al afirmar que el dinero que se destina a atender a la población "va a estar protegido en el presupuesto".

El Servicio Catalán de la Salud (CatSalut) "comprará el mismo volumen de actividad por el mismo precio", ha asegurado el consejero, por lo que ha precisado que su voluntad pasa por que no se destruya ningún empleo más en el sector sanitario y los proveedores mantengan las condiciones laborales pactadas.