La Asociación El Defensor del Paciente pide a Fiscalía que investigue el caso de los bebés infectados en Málaga

Actualizado 10/01/2008 17:33:43 CET

MÁLAGA, 10 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Asociación El Defensor del Paciente pidió hoy al fiscal jefe de Málaga, Manuel Villén, que investigue el contagio en el Hospital Materno Infantil de la capital malagueña de cuatro bebés como consecuencia de la bacteria 'klebsiella', "patología que se produce fundamentalmente en bebés prematuros y se provoca principalmente por falta de prevención y asepsia y que en muchos casos provoca la muerte".

Así, desde esta asociación demandaron una investigación "exhaustiva" para conocer cuántos casos reales se han producido, qué falta de medidas han existido para que esto suceda y cuántos niños permanecían en la Unidad de Neonatología, ya que el Sindicato de Enfermería (Satse) denunció ayer "una masificación".

"Esperamos de su concienciación sobre este tema delicado y que afecta a personas tan frágiles como los niños y a los que hay que poner un cuidado muy especial, que parece no haber tenido este hospital", expuso la presidenta de la Asociación El Defensor del Paciente, Carmen Flores, en un escrito dirigido al fiscal.

PASIVIDAD.

El Satse, por su parte, denunció la "relajación" y "pasividad" en la implantación de medidas ante el brote de 'klebsiella' en la Unidad de Neonatología de este hospital.

Según afirmaron, el problema parte del 20 del pasado mes de diciembre, cuando se confirmó el primer caso, algo que niegan desde el Hospital Materno Infantil, que explicaron que lo de ese día era otra infección, algo que quedó demostrado con los datos del Laboratorio de Microbiología.

Además, concretaron que no fue hasta el día 28 cuando se hizo una limpieza exhaustiva de dicha unidad afectada. Así, reclamaron que se impongan medidas urgentes y drásticas.

También informaron de que la Unidad de Neonatología consta de nueve módulos contiguos, de los que tres son de cuidados intensivos y los restantes son de cuidados intermedios. "En la actualidad son 64 neonatos los que se encuentran ingresados en la unidad, de tal modo que en el tercer módulo de cuidados intensivos, un único enfermero debe atender a ocho niños y en los módulos intermedios un enfermero es responsable de 10 niños de media, debido a esta carga asistencial y al habitual colapso de la unidad se dificultan todas las medidas que se están llevando a cabo", explicaron.

Finalmente, denunciaron que el Servicio de Neonatología viene soportando una ocupación por módulos muy por encima de la media. "A este hacinamiento se le añade el déficit de personal de enfermería, un déficit crónico y que Satse está denunciando continuamente", agregaron desde el sindicato.

Por último, criticó "el olvido al que el Servicio Andaluz de Salud (SAS) somete a éste único Servicio de Neonatología como referente en la provincia de Málaga, Campo de Gibraltar, Ceuta y Melilla, así como de provincias limítrofes, ya que desde 1996 se le propuso a la Gerencia una remodelación integral de toda el área de Pediatría, incluido el Servicio de Neonatología, de la que se informó en 2006 que se había finalizado el proyecto de ejecución, incluso consensuado con el personal del servicio y aún al día de hoy, casi 30 años después de la inauguración de la unidad, casi todo sigue igual".