Actualizado 23/07/2007 18:35:33 +00:00 CET

Apagón.- Cuatro hospitales barceloneses suspenden decenas de operaciones no urgentes debido al apagón eléctrico

BARCELONA, 23 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los hospitales Clínic, de l'Esperança, Sant Pau y Sagrat Cor de Barcelona se vieron hoy obligados a suspender decenas de operaciones programadas de carácter no urgente debido al apagón eléctrico que esta mañana sacudió la capital catalana y que todavía no ha podido ser restablecido totalmente.

En declaraciones a Europa Press, un portavoz del Clínic indicó que la incidencia eléctrica obligó al centro a "anular las cirugías mayores ambulatorias, las pruebas funcionales, las analíticas y los diagnósticos por imagen como las radiografías".

En cualquier caso, "se han mantenido con normalidad las operaciones críticos", que han podido ser atendidas con generadores. Asimismo, la unidad de cuidados intensivos (UCI) pudo funcionar con normalidad. Sobre las 14.15 el hospital volvió a tener abastecimiento eléctrico.

Desde el Hospital de Sant Pau, una portavoz informó a Europa Press de que el apagón también obligó a suspender operaciones programadas no urgentes de "cirugía general", que se llevan a cabo en el edificio histórico.

Grupos de electrógenos facilitaron al hospital llevar a cabo su actividad normal en la unidad de cuidados intensivos y en las intervenciones de críticos. La parte nueva del hospital no resultó afectada. Allí se lleva a cabo cirugía cardíaca, hemodinámica, oftalmología y cirugía mayor ambulatoria.

Un portavoz del Hospital de l'Esperança explicó a Europa Press que a las 18.20 horas todavía no se ha podido restablecer el servicio de electricidad, por lo que "si no se da un mínimo de garantías las operaciones --de carácter no urgente-- previstas para mañana también podrían verse suspendidas".

Los episodios de urgencias acaecidos en las zonas de referencia de los cuatro hospitales afectados y atendidas por ambulancias del Servicio de Emergencias Médicas (SEM) fueron derivadas a otros hospitales como el del Mar, el Hospital de Bellvitge y el Hospital Vall d'Hebron.

Por este motivo, el número de pacientes aumentó en los servicios de urgencias de algunos hospitales como el del Mar, Vall d'Hebron, Sant Joan de Déu y Bellvitge que no resultaron afectados por la incidencia eléctrica.

Ante la situación, el Vall d'Hebron constituyó este mediodía su propio gabinete de crisis para afrontar el apagón que en el hospital "no ha tenido una incidencia directa porque el centro cuenta con un sistema propio de generación de la electricidad necesaria para el autoabastecimiento diario", que habría evitado este suceso.

EL VALL D'HEBRON TAMBIÉN SUSPENDE CIRUGÍAS.

Sin embargo, el hospital desprogramó las cirugías de tarde no imprescindibles para redistribuir los recursos humanos y técnicos que hagan falta para las nuevas necesidades que se están generando y de las que se puedan generar en las próximas horas, sobre todo en el ámbito de atención de urgencias y de atención de críticos.

De hecho, la Conselleria de Salud activó esta mañana el protocolo de emergencia para los hospitales de Barcelona a constituido un comité de crisis de coordinación formado por el SEM, los directores de urgencias de los hospitales de Barcelona y su entorno, el Consorcio Hospitalario de Barcelona y la propia Conselleria.