Actualizado 13/10/2011 12:45 CET

Un antibiótico común puede tener graves reacciones adversas

pastillas, fármacos, medicamento, medicinas
PÖLLÖ/WIKIMEDIA COMMONS

MADRID, 13 Oct. (EUROPA PRESS) -

Un antimicrobiano común, el trimetoprim-sulfametoxazol, que se ha utilizado desde 1.968, puede causar reacciones adversas graves, según establece una investigación publicada en el último número del 'Canadian Medical Association Journal'.

El trimetoprim-sulfametoxazol es el antibiótico más comúnmente recetado para tratar las infecciones del tracto urinario, y se utiliza también para tratar la infección por Staphylococcus aureus resistente a la meticilina y otras infecciones bacterianas. La droga, de bajo costo y eficaz, es utilizada por cientos de miles de canadienses cada año, dice el artículo.

Sin embargo, este medicamento puede causar reacciones adversas -algunas potencialmente mortales- como afecciones renales (hiperpotasemia) e hipoglucemia.

"A pesar de que el trimetoprim-sulfametoxazol tiene numerosos beneficios, particularmente en el cuidado de los pacientes con VIH y 'Staphylococcus aureus' resistente, está asociado con toxicidades múltiples", escriben los autores.

Los autores instan a los médicos a recordar las diversas reacciones tóxicas del antibiótico y también sugieren maneras de reducir el riesgo del consumo de trimetoprim-sulfametoxazol, mediante el uso de un antibiótico alternativo -especialmente en las mujeres embarazadas- o mediante el seguimiento de los problemas del riñón y la hipoglucemia en pacientes tratados con el fármaco.

"Los médicos deben ser conscientes de las posibles consecuencias de la prescripción de trimetoprim-sulfametoxazol y deben monitorear los eventos adversos durante el tratamiento, o usar un antibiótico alternativo cuando sea apropiado", concluyen los autores.