Los alérgicos tendrán una primavera "tranquila", con niveles "medios y bajos" de polen

Actualizado 03/03/2008 12:49:09 CET

MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

La próxima primavera se prevé "tranquila" para los alérgicos, que tendrán que soportar "niveles medios, tirando a bajos" de polen en el ambiente y sólo podrían ver agravar sus síntomas debido a la creciente contaminación que afecta sobre todo a las ciudades, según explicó a Europa Press la doctora María Rubio Sotés, jefe de Alergología del Hospital Gregorio Marañón de Madrid.

Según la experta, el invierno sin lluvias que vivimos incidirá en las alergias primaverales ya que, de permanecer las actuales condiciones climatológicas, habrá un menos crecimiento de las plantas y por tanto menor producción de polen. "Si el tiempo sigue así, sin lluvias, los alérgicos tendrán una primavera tranquila", aseveró.

La doctora recordó que entre enero y febrero se desarrollan las alergias al polen de las cupresáceas, que son el ciprés, el árbol típico de los paseos y de los cementerios en España, y las arizónicas, que se encuentran con frecuencia en los setos de jardín.

"La alergia a las arizónicas, que comenzó en enero y abarcará parte del mes de marzo, es la más importante en la Comunidad de Madrid, donde las cupresáceas, según los últimos datos, alcanzaron este año niveles máximos en localidades como Getafe", indicó.

Según adelantó la doctora, la próxima semana comenzarán las alergias al polen del plátano de sombra, abundante sobre todo en las ciudades, que esta primavera tendrá "picos altos pero pocos días, por lo que será molesto pero no alarmante, ya que no habrá asma".

La doctora destaca que, a finales del mes de abril y hasta primeros de junio, comenzará la polinización de las gramíneas, a la que esta experta considera "la estrella de las alergias urbanas". Según dice, como siempre el "día cumbre" de esta alergia será el de San Isidro" y si se producen por estas fechas tormentas eléctricas con viento, podrían registrarse "epidemias de un día".

El aumento de la contaminación será otro de los factores a tener en cuenta con las alergias, ya que podría agravar sus síntomas. "El clima es el culpable de que las alergias se adelanten en el calendario, pero la contaminación es el factor que puede agravar los síntomas", indicó la experta, quien destacó que la contaminación también es causa de que haya más alérgicos que hace 20 años.