En 2018 se realizaron 576.736 inspecciones y auditorias oficiales en establecimientos alimentarios de toda España

Publicado 05/06/2019 12:22:54CET
MINISTRERIO DE SANIDAD

MADRID, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

En 2018 se realizaron 576.736 inspecciones y auditorias oficiales en establecimientos alimentarios de toda España, ha señalado la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luisa Carcedo,
durante su visita el Centro Nacional de Alimentación (CNA), dependiente de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN).

"Me gustaría trasladarles que la seguridad alimentaria es un aspecto básico en la protección de la salud de las personas. Y que es una tarea en la que la Administración General del Estado, a través de AESAN, trabaja intensamente en ámbitos internacionales (UE, Codex) y de forma coordinada con el resto de las administraciones, especialmente las comunidades autónomas", ha indicado la ministra.

Además de las 576.736 inspecciones y auditorías oficiales practicadas en estos establecimientos, en 2018 se realizaron 113.501 análisis sobre productos alimenticios y 177.229 controles de etiquetado y de información al consumidor en productos dispuestos a la venta.

La ministra ha explicado que, cuando se detectan incumplimientos, los inspectores adoptan las medidas necesarias para evitar el acceso de los consumidores a productos no seguros, pudiendo incluso cerrar el establecimiento.

Si el riesgo detectado lo precisa, porque, por ejemplo, pueda afectar a la salud de los consumidores, se genera una alerta que se tramita a través de la Red de Alerta Nacional, de la Red de Alerta Alimentaria de la UE o, incluso, de la Red de Alerta de la Organización Mundial de la Salud (OMS) o la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

"Todos los países de la UE tenemos las mismas normas. Los estándares de seguridad alimentaria y los controles están armonizados en todos los países de la Unión, lo que permite la libre circulación de los alimentos y la misma protección frente a la seguridad alimentaria de todos los ciudadanos de la Unión Europea", ha destacado la ministra.

Esta visita se enmarca dentro del Día Mundial de la Seguridad Alimentaria, aprobado el pasado mes de noviembre por Naciones Unidas y que se celebra por primera vez este 7 de junio. En esta ocasión, lleva por lema 'Inocuidad de los alimentos, un asunto de todos'.

La ministra ha compartido el lema porque "nos incumbe a todos. Todos somos responsables de la seguridad de los alimentos a lo largo de la cadena alimentaria".

El objetivo de este Día Mundial es "llamar la atención e inspirar acciones para ayudar a prevenir, detectar y gestionar los riesgos transmitidos por los alimentos, contribuyendo a la seguridad alimentaria, la salud humana, la prosperidad económica, la agricultura, el acceso a los mercados, el turismo y el desarrollo sostenible", ha indicado.

FUNCIONAMIENTO DE LA AESAN

La agencia fue creada en 2010, es la responsable de garantizar la seguridad de los alimentos; así, coordina y planifica el Plan Nacional de Control Oficial de la Cadena Alimentaria.

Por su parte, son las CCAA quienes cuentan las competencias en la ejecución de los controles oficiales, inspecciones de establecimientos alimentarios, muestreo y análisis de alimentos. Todo el sistema es supervisado por la Comisión Europea.

De todas estas tareas se encargan los inspectores oficiales de salud pública de establecimientos y los trabajadores de los laboratorios públicos que realizan las analíticas exigidas por la normativa alimentaria.

En total, unos 7.000 profesionales de la administración controlan en España la cadena alimentaria en todas sus fases, desde la producción primaria hasta los puntos de venta al consumidor.

CENTRO NACIONAL DE ALIMENTACIÓN

La ministra, que ha acudido con el secretario general de Sanidad y Consumo, Faustino Blanco, y la directora ejecutiva de la AESAN, Marta García, ha destacado el trabajo del Centro Nacional de Alimentación. "Su trabajo durante todos estos años ha sido determinante para mantener los altos estándares de seguridad alimentaria de nuestro país", ha reconocido Carcedo.

El CAN es Laboratorio Nacional de Referencia y promotor de la Red de Laboratorios de Seguridad Alimentaria, de la que forman parte 107 laboratorios designados en España para realizar las analíticas exigidas por la normativa alimentaria.

El CAN ha contribuido en la resolución de crisis alimentarias como la del Síndrome del aceite tóxico, la relacionada con el uso de Clembuterol para engorde de ganado o la crisis tras el hundimiento del barco 'Prestige'. Además, está acreditado por la Entidad Nacional de Acreditación (ENAC) para más de un centenar de procedimientos de ensayo, en el ámbito de la seguridad alimentaria.