TAMBIÉN PARA REALIZAR DONACIONES DE SANGRE

Sanidad aconseja a las embarazadas evitar el sexo sin protección con personas que han estado en zonas de riesgo

Publicado 10/02/2016 18:42:12CET

   MADRID, 10 Feb. (EUROPA PRESS) -

     El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y las comunidades autónomas han acordado un protocolo de vigilancia epidemiológica del Zika y un plan de preparación y respuesta para éstas y otras enfermedades transmitidas por mosquitos que, entre otras cuestiones, recomienda a cualquier persona que haya estado en alguna zona en la que exista el virus posponer 28 días desde su regreso las relaciones sexuales sin protección con mujeres que estén embarazadas o tengan intención de serlo, para evitar un posible contagio a través del semen.

  Asimismo, la estrategia acordada este miércoles por la Comisión de Salud Pública también recomienda a estas personas procedentes de zonas afectadas aplazar también una posible donación de sangre durante 28 días. En ambos casos, tanto en el sexo como en las donaciones, las recomendaciones se ampliarían a seis meses en caso de que hubieran presentado sintomatología durante su estancia o a su regreso.

   La directora general de Salud Pública, Elena Andradas, ha recordado en rueda de prensa que la recomendación del sexo con embarazadas se debe al posible riesgo de microcefalia para el feto en si la mujer resulta infectada por esta vía, algo que por el momento no se ha confirmado. De hecho, ha reconocido que en la mayoría de casos de Zika no se detectan síntomas y, de producirse, "es leve, tiene un buen pronóstico y evolucionan favorablemente".

   Asimismo, pese a haberse detectado un caso de contagio del virus a través del semen en Dallas (Estados Unidos), tampoco existe confirmación de que el Zika pueda transmitirse por esta vía, ha apuntado Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alergias y Emergencias Sanitarias del Ministerio, que ha recordado que "todas las medidas son preventivas por exceso de celo, a la espera de medidas que avalen esta relación".

   El protocolo no ha variado las recomendaciones para las embarazadas que quieran acudir a zonas de riesgo de contagio, a quienes aconsejan "que se posponga el viaje en caso de que no sea estrictamente necesario", según Andradas.

   En cuanto a las donaciones de sangre, la directora de Salud Pública reconoce que la recomendación se basa en las directrices del Comité Científico para la Seguridad Transfusional del Ministerio, que recomienda que se haga una "evaluación de posibles situaciones de riesgo de forma sistematizada".

DETECCIÓN PRECOZ DE CASOS

   Por otro lado, el protocolo de vigilancia epidemiológica tiene como objetivo "la detección precoz de los casos para minimizar el riesgo de transmisión del virus", ha destacado Andradas, insistiendo en que "las probabilidades de contagio en España son muy bajas". Por el momento se han confirmado 9 casos en España, pero todos ellos son "importados" de zonas afectadas.

   Para ello, han elaborado un algoritmo diagnóstico y unas guías de manejo de casos que se distribuirán a los profesionales sanitarios a través de los centros de Atención Primaria y los hospitales, y se les informará de los casos importados en su área.

   Todas las muestras que resulten positivas a nivel autonómico deberán ser confirmadas por el Centro Nacional de Microbiología y se notificarán de forma individualizada al Centro Nacional de Epidemiología. Y si se confirma un caso autóctono, se notificaría al Sistema de Alerta y Respuesta Rápida de Unión Europea y a la Organización Mundial de la Salud (OMS).

   En cuanto al plan de preparación frente a enfermedades transmitidas por vectores, que también sirve para otras enfermedades como el dengue o el Chikungunya y se ha elaborado en colaboración con sociedades científicas, incluye la mejora de los sistemas de vigilancia epidemiológica, la elaboración de un programa que contemple la gestión integral del vector en su fase de diagnóstico, la gestión y evaluación para minimizar el riesgo, el apoyo a la elaboración de planes autonómicos y locales de respuesta, y el refuerzo de la comunicación a la población.

  Además, se contempla la creación de un Comité Nacional para el seguimiento de dicho plan que estará formado por representantes de los ministerios de Sanidad y Agricultura, expertos en entomología y las comunidades autónomas.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter