El menos común es el derivado de los huesos

7 tipos de dolor de cuello

Mujer, dolor, cuello, rubia
GETTY
Publicado 03/01/2016 8:32:33CET

   MADRID, 3 Ene. (INFOSALUS) -

   Se estima que 7 de cada 10 personas sufrirá un dolor de cuello en algún momento de su vida. Pero si pidiéramos a cada una de estas personas que describieran su dolor de cuello posiblemente se podría distinguir entre siete tipos diferentes.

   Según señalan desde el blog dirigido a pacientes de la Escuela de Medicina de Harvard, al describir con claridad los síntomas del dolor de cuello o la combinación de síntomas presentes, el médico puede determinar cuál es el problema y cómo ayudarnos. Los facultativos estadounidenses presentan en su sitio web los tipos más comunes de dolor de cuello:

   1. Dolor muscular

   Dolor o malestar en los músculos del cuello y los hombros podría ser una respuesta a un esfuerzo excesivo o a un estrés emocional o físico prolongado. Los músculos del cuello podrían desarrollar nudos duros que se palpan blandos al tacto, algunas veces llamados puntos gatillo.

   2. Espasmo muscular

   Supone un endurecimiento fuerte y repentino de los músculos del cuello. Tu cuello podría doler y sentirlo agarrotado y podría ser imposible volver la cabeza. Cuando te despiertas con el cuello rígido doloroso es probable que tengas un espasmo muscular. El espasmo muscular puede ser el resultado de una lesión muscular pero podría también suceder en respuesta a un problema nervioso o de un disco espinal o incluso ante el estrés emocional. Sin embargo, a menudo no existe una causa clara.

   3. Dolor de cabeza

   El dolor de cabeza asociado al cuello se siente en la mayoría de los casos en la parte trasera de la cabeza y la parte superior del cuello y suele ser el resultado de una tensión o espasmo muscular. El dolor de cabeza asociado al cuello suele ser leve o persistente, en vez de agudo. El cuello puede sentirse rígido o sensible. Mover el cuello lo empeora.

   4. Dolor facetario

   A menudo descrito como un dolor agudo profundo en las articulaciones facetarias, una parte de las vértebras del cuello, suele empeorar si mueves la cabeza hacia el lado afectado y podría irradiarse hacia el hombro o la parte superior de la espalda. La artritis en las articulaciones facetarias, como en otras localizaciones, podría empeorar por las mañanas o después de un periodo de inactividad.

   5. Dolor nervioso

   La irritación o pinchazos en las raíces de los nervios espinales produce un dolor que podría describirse como agudo, breve, grave o acompañado de pinchazos. Dependiendo del nervio implicado, el dolor podría bajar hacia el brazo o incluso hasta la mano.

6. Dolor referido

   El dolor referido es un dolor en una parte del cuerpo que es desencadenado por un problema en otra parte del organismo. Por ejemplo, el dolor de cuello que empeora con el esfuerzo podría indicar un problema cardíaco, mientras que el dolor de cuello que se produce cuando comemos podría tener su origen en un problema en el esófago.

   7. Dolor óseo

   El dolor y la sensibilidad de las vértebras cervicales es mucho menos común que el dolor de cuello de los tejidos blandos. El dolor óseo necesita atención médica porque podría indicar problemas de salud más graves.

   Existen muchas cosas que tu médico y tú podéis hacer para controlar y aliviar el dolor, incluyendo una combinación de técnicas de autoaplicación y fármacos sin receta médica.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter