Nueva técnica en investigación

Utilizan tejido porcino para reparar la rotura de ligamento

Quirófano, instrumental médico, guante, operación, tijeras
PIXABAY
Actualizado 20/01/2016 17:56:21 CET

   L'HOSPITALET DE LLOBREGAT (BARCELONA), 20 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El Hospital de Bellvitge de L'Hospitalet de Llobregat ha llevado a cabo por primera vez en el mundo una cirugía para reparar la rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla utilizando tejido de cerdo descelularizado, un procedimiento que podría reducir el tiempo de recuperación de una de las lesiones más graves entre los deportistas.

   Cirujanos del centro hospitalario catalán han realizado una decena de intervenciones en el marco de un ensayo clínico impulsado desde el Reino Unido en el que participan diferentes centros europeos, ha informado el Hospital de Bellvitge en un comunicado.

   El sistema, desarrollado por la empresa pública angloamericana Tissue Regenix, utiliza tejidos de los tendones isquiotibiales del cerdo que han sido sometidos a un proceso de descelularización, que consiste en la extracción del ADN y de cualquier otro material celular del tejido animal, de forma que tan sólo queda un tejido acelular que sirve de apoyo y estimula la regeneración del nuevo ligamento, con muy pocas posibilidades de provocar rechazo.

   Tras comprobar la validez del implante en ensayos en laboratorio y con animales, ahora se ha iniciado la fase de estudio en humanos que se lleva a cabo en una decena de centros del Reino Unido, España y Polonia que han sido escogidos por su experiencia en este tipo de cirugía.

   Las dos primeras intervenciones a nivel mundial se llevaron a cabo a principios de diciembre en el Hospital de Bellvitge, que desde entonces ha operado a otras ocho personas, con unos resultados iniciales muy buenos, que se deberán corroborar en la evolución a largo plazo.

   El doctor Gabriel Oliver, de la Unidad de Rodilla del Servicio de Cirugía Ortopédica de Bellvitge, ha explicado que una de las ventajas que presenta este nuevo procedimiento "es el hecho de que ahorra una acción agresiva como es la de sacar tejido del propio tendón para reparar otro tejido".

   La nueva intervención también "resultará más económica que la actual por la buena disponibilidad del tejido que se implanta, y es previsible también que permita una recuperación más rápida del paciente", según Oliver.

   Si los resultados del ensayo clínico son buenos, la técnica podría ser aprobada en 2017 para tratar la rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla, que es una de las lesiones más frecuentes entre los deportistas aficionados y profesionales y que requiere un tiempo de recuperación mínimo de seis meses.

   En 2014 se llevaron a cabo unos 900.000 procedimientos por rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla en Estados Unidos y en Europa.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter