La falta de atención a la pérdida de audición supone un coste anual de más de 700 millones

Sordera, niño, audífono,
FLICKR/PAD PITTSBURGH ASSOCIATION OF THE DEAF
Actualizado 03/03/2017 13:42:30 CET

   MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

   La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que la falta de atención hacia la pérdida de audición supone un coste total anual de 750 millones de dólares (711 millones de euros) en el mundo, según ha informado con motivo este viernes del Día Mundial de la audición, y que este año llama la atención al impacto económico y el coste-efectividad de las intervenciones para remediar ese problema de audición.

   La organización, que considera que se trata de un "la pérdida de audición sin tratar representa un alto coste global", ha cuantificado los costos del sector de la salud (excluyendo el costo de los dispositivos de audición), los costos de apoyo a la educación, la pérdida de productividad y costes sociales.

   Actualmente, más del 5 por ciento de la población del mundo, aproximadamente unos 360 millones de personas, de los que 32 millones son niños, tienen una pérdida de audición incapaciten.

    La mayoría de las personas con pérdida auditiva incapacitante viven en países de bajos y medianos ingresos. Y los factores que contribuyen a la pérdida de la audición incluyen causas genéticas, complicaciones en el parto, ciertas enfermedades infecciosas, infecciones crónicas del oído, el uso de fármacos en particular, la exposición a un ruido excesivo y el envejecimiento.

   El director del Departamento de la OMS para el tratamiento de las enfermedades no transmisibles, de la Discapacidad, Violencia y Lesiones Prevención, el doctor Etienne Krug, afirma que "pérdida de audición sin direccionar plantea un gran desafío no sólo para aquellos que se ven afectados por ella, sino también para sus familias, comunidades y países".

    "Intervenciones costo-efectivas pueden reducir el impacto de la pérdida de audición y garantizar que las personas con pérdida auditiva tienen las mismas oportunidades en la vida como sus compañeros oyentes. Estas intervenciones, que traen beneficio para las personas y ahorrar costes a los gobiernos, deben ser replicados siempre que haya una necesidad", ha añadido.

NUEVO INFORME CON ESTRATEGIAS PARA LOS ESTADOS MIEMBROS

   Aunque, algunas estrategias para prevenir la pérdida de audición están bien establecidas, y las medidas tomadas hasta ahora se han traducido en ahorros financieros y retorno de la inversión, la OMS ha publicado un nuevo informe con estrategias para los Estados miembros donde apoya el establecimiento de programas de intervención temprana.

   Así, el nuevo informe se centra en soluciones para la reducción de la prevalencia y mitigar el impacto de la pérdida de audición. En él se destacan las estrategias rentables, como la prevención a través de la identificación y el tratamiento de infecciones del oído y la reducción de la exposición al ruido temprano; programas de intervención temprana que ayudan a identificar la pérdida auditiva en niños y adultos mayores de 50 años; y el suministro de aparatos auditivos adecuados, acompañados con la rehabilitación.

   El informe, que forma parte de las actividades de promoción de la OMS para promover la acción mundial sobre la pérdida auditiva, hace un llamamiento a los responsables políticos para abordar este desafío a través de la asignación de recursos adecuados; la planificación estratégica para integrar la audición del oído y la atención en los sistemas de salud; la formación de recursos humanos apropiados; la implementación de programas de detección e intervención temprana; y el establecimiento de programas de sensibilización.

Puede cambiar de noticia usando las flechas del teclado (← →)
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter