Encuentro organizado por la Fundación Instituto Roche y el IIS-FJD

Expertos insisten en la necesidad de impulsar una Estrategia Nacional de Medicina Personalizada de Precisión

2018 02 22 Ponentes Y Representantes Del IIS-FJD, La FJD Y El Instituto ._
FJD
Publicado 22/02/2018 16:34:29CET

MADRID, 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

Expertos reunidos en la 13ª Reunión Internacional sobre Investigación Traslacional y Medicina de Precisión, organizada por Fundación Instituto Roche en colaboración con el Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz y el Instituto de Investigación Sanitaria del citado hospital (IIS-FJD), han destacado la necesidad de impulsar una Estrategia Nacional de Medicina Personalizada de Precisión.

"Hacen falta recursos y nuevas especialidades como la Genética o la Bioinformática, y la creación de estructuras que sean transversales, para permitir un abordaje multidisciplinar. Hace falta que esa ordenación se produzca y esperamos que la Estrategia Nacional de Medicina Genómica que se está debatiendo actualmente vaya en esa dirección", ha sostenido la jefa del Departamento de Genética Clínica de la Fundación Jiménez Díaz y directora científica del IIS-FJD, Carmen Ayuso.

En ese sentido, el vicepresidente de la Fundación Instituto Roche, Federico Plaza, ha destacado la importancia de la ponencia sobre medicina personalizada de precisión, que actualmente se está debatiendo en el Senado, y ha aludido a la Propuesta de Recomendaciones para una Estrategia Estatal en este ámbito que ha elaborado la Fundación, con la colaboración y de un panel de expertos independiente.

"Defendemos la necesidad de que nuestro país se dote de una Estrategia Estatal consensuada que conduzca a la aplicación clínica de la Medicina Personalizada de Precisión de manera equitativa y con garantías de calidad. Esta estrategia estatal de medicina personalizada de precisión, que favorecería la sostenibilidad del sistema sanitario, debe estar dotada de un presupuesto específico y un marco normativo propio", ha dicho Plaza.

Su desarrollo, según ha referido el experto, implica al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, pero también debería involucrar al Ministerio de Economía, al de Educación y al Instituto de Salud Carlos III (ISCIII). "Algunos países de nuestro entorno "ya han comprendido la importancia de contar con una Estrategia Nacional que permita aplicar esta nueva forma de ejercer la Medicina de manera homogénea y equitativa para todos sus ciudadanos", ha añadido la directora gerente de la Fundación Instituto Roche, Consuelo Martín de Dios.

LA GENÓMICA EN EL ÁMBITO CARDIOVASCULAR

Por otra parte, el director general del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC), Valentín Fuster, ha asegurado que su centro de investigación utiliza la genómica como una herramienta base para sus estudios poblacionales, no sólo en los cardiovasculares, sino también en estudios innovadores que relacionan la enfermedad cardiovascular con la neurodegenerativa como el estudio 'Heart to Head' (H2H).

Además, Fuster ha recordado una investigación multicéntrica que está llevando a cabo el CNIC en coordinación con varios hospitales de la Comunidad de Madrid y que busca establecer relaciones entre la arterioesclerosis subclínica, el declive cognitivo y la enfermedad de Alzheimer.

"La aplicación de la genómica en la medicina ya es una realidad: se aplica en el estudio de donantes de gametos, en el diagnóstico genético preimplantacional, en el cribado de las gestantes para buscar posibles trisomías, en el diagnóstico de enfermedades raras y en los estudios de cáncer. Sin embargo, su aplicación en las enfermedades cardiovasculares y neurodegenerativas está aún en fases incipientes", ha recalcado Ayuso.

En este ámbito, apostilla, la genómica puede ayudar a identificar los factores de riesgo de patologías cardiacas como arritmias o hipertrofias, al tiempo que puede servir para refinar el diagnóstico y mejorar la prevención y el tratamiento en algunas enfermedades neurodegenerativas, como el Alzheimer.

"Los marcadores genéticos nos permiten identificar a las personas que tienen un mayor riesgo y encontrar dianas terapéuticas o establecer cambios en hábitos de vida, para hacer tratamientos más precoces o facilitar su prevención", ha sostenido la especialista, poniendo como ejemplo la iniciativa conjunta del CNIC y la Fundación Pasqual Maragall que investiga la relación entre arterioesclerosis y enfermedad de Alzheimer analizando el genoma de una muestra poblacional de 6.000 personas.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.