Los partidos políticos coinciden en abordar el estigma del VIH dejando de lado ideologías

Día mundial de la lucha contra el VIH.
FLICKR/ALEKS VAN SPUTTO
Publicado 28/10/2016 14:45:06CET

MADRID, 28 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los cuatro principales partidos políticos a nivel nacional (PP, PSOE, Podemos y Ciudadanos) han coincidido en la necesidad de luchar contra el estigma que todavía rodea al VIH y trabajar "sin colores políticos ni ideologías" para acabar con las situaciones de discriminación que afectan a estos pacientes.

La Coordinadora estatal del VIH y Sida (Cesida) ha reunido en el marco de su VIII Congreso nacional que se celebra estos días en Madrid a representantes de las principales formaciones políticas que han coincidido en la necesidad de ofrecer una atención integral a los afectados por el VIH.

Para ello, la portavoz de Sanidad del PP en el Congreso, Teresa Angulo, ha reconocido que tan importante como los recursos económicos es el apoyo que necesitan estos afectados, sobre todo porque siguen viviendo situaciones discriminatorias en el ámbito sanitario, social y laboral.

Asimismo, pese a los avances logrados en los últimos años en el tratamiento de la enfermedad y en la reducción de la mortalidad, aboga por "no ser conformistas" ya que, como ha recordado, todavía hay en España entre 130.000 y 160.000 pacientes con VIH de los que uno de cada tres (30%) no sabe que tienen el virus.

"En este tema no debe haber colores políticos ni ideologías, debemos trabajar juntos", ha defendido Angulo, que ha insistido en la necesidad de fomentar el diagnóstico precoz y las campañas de concienciación entre la población joven.

Para el portavoz del PSOE en el Senado, José Martínez Olmos, actualmente "no tiene sentido que siga habiendo estigma cuando desde el punto de vista científico se sabe cómo se produce la infección" y pide ir más allá y poner en marcha un Pacto de Estado contra el VIH que muestre el "compromiso" de las instituciones y la sociedad.

Y un ejemplo de dicha implicación, según este dirigente, sería que dicho pacto conllevara recuperar la Secretaría del Plan Nacional sobre Sida, dependiente del Ministerio de Sanidad, que se eliminó durante la crisis económica.

"No puede ser que con la cantidad de recursos que tenemos y la calidad de nuestros profesionales no podamos aspirar a conseguir que haya cero nuevos contagios", ha espetado.

LAS ONG SON CLAVES, PERO LA RESPONSABILIDAD ES DE LA ADMINISTRACIÓN

Por su parte, la diputada de Podemos Tania Sánchez, ha resaltado el papel que juegan las ONG y resto de organizaciones sociales a la hora de atender a los colectivos más vulnerables, pero critica que se pueda delegar la responsabilidad sobre ellas cuando es de las administraciones públicas, que "no se pueden permitir el lujo de pensar que son quienes deben encargarse de este tema".

Así, lamenta que en algunas comunidades como Madrid se están retrasando las convocatorias de ayudas a estas organizaciones. "Cuanto más las abandonemos, más riesgo corremos como sociedad en términos de salud pública", según Sánchez.

Algo en lo que ha coincidido Francisco Igea, portavoz de Sanidad de Ciudadanos en el Congreso, que también ha lamentado que el avance científico en el manejo de la enfermedad haya ido de la mano de la permanencia del estigma.

Dentro de esas situaciones discriminatorias, el presidente de Cesida, Juan Ramón Barrios, ha recordado que algunas profesiones como los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado todavía impiden el acceso de estos pacientes, que también tienen dificultades acceder a servicios como una residencia para mayores o a seguros de vida o salud.

"Es necesaria una apuesta firme por evitar que quienes viven con VIH tengan que vivirlo en silencio y con temor de que, si se conoce su estado serológico, sus derechos serían menores que los del resto de la ciudadanía", ha explicado.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter