La mitad de los medicamentos vendidos en sitios fraudulentos de Internet son falsos, según la OMS

Actualizado 15/11/2006 18:30:06 CET

GINEBRA, 15 Nov. (EUROPA PRESS) -

La venta de medicamentos falsificados a través de Internet es abundante en los países industrializados y está aumentando en economías emergentes de América Latina y Asia, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), que aseguró hoy que la mitad de los fármacos que se venden en sitios 'web' fraudulentos son falsos.

La agencia especializada de Naciones Unidas advirtió que algunas farmacias en Internet "son completamente legales y ofrecen a sus clientes comodidad y ofertas, solicitan recetas y distribuyen medicamentos de empresas autorizadas".

Sin embargo, advirtió de que otros sitios 'web' operan de forma ilegal, venden medicamentos sin receta y utilizan productos no autorizados o falsos. "Estas farmacias operan internacionalmente, no tienen una dirección registrada y venden productos que tienen un origen desconocido o poco claro" añadió la OMS.

El doctor Valerio Reggi, coordinador del grupo IMPACT (International Medical Products Anti-Counterfighting Taskforce), que hoy se presentó de forma oficial en Bonn (Alemania), pidió a la población que "no se arriesgue a comprar sus medicamentos en lugares desconocidos, como puede ser Internet y si debe hacerlo, asegúrese de que el sitio es de una farmacia de confianza".

UN 30 POR CIENTO DE FALSIFICACIONES

Según las últimas estimaciones elaboradas por la OMS, la OCDE y el Instituto para la Seguridad Farmacéutica, más del 30 por ciento de los medicamentos que se venden en áreas de América Latina, Sudeste asiático y África subsahariana son falsos. En las economías emergentes, la proporción se estima en el 10 por ciento, aunque en muchas de las antiguas repúblicas soviéticas puede rondar el 20 por ciento.

En los países desarrollados, con fuertes mecanismos regulatorios, las falsificaciones son inferiores al 1 por ciento del valor de mercado, pero el 50 por ciento de las ventas de sitios de Internet que ocultan su dirección física son falsas.

Precisamente hoy, la OMS y más de 20 socios internacionales presentarán un paquete de medidas para ayudar a las autoridades nacionales a proteger a sus poblaciones frente a los peligros de los medicamentos falsificados. En la primera reunión oficial del grupo IMPACT se presentará un programa que incluye medidas legislativas, aplicación de las leyes, regulación, comunicaciones y tecnología. El grupo también advertirá a los Gobiernos que las leyes actuales frente a los fármacos falsos "son inadecuadas y no son disuasorias".

PUEDEN PROVOCAR LA MUERTE

Los fármacos falsos incluyen desde productos que contienen ingredientes no activos a aquellos que contienen sustancias altamente tóxicas. La OMS advierte que pueden perjudicar a los pacientes porque pueden provocar resistencia a los fármacos y en algunos casos la muerte. "El impacto en las vidas de las personas de estas cifras es devastador", señaló el doctor Howard Zucker, subdirector general para Tecnología de la Salud y Farmacéutica. "Sean ricos o pobres, muchos pacientes que toman confiadamente fármacos podrían acabar enfermando o muriendo", dijo.

Los sistemas legislativos de la mayoría de los países no consideran la falsificación de medicamentos como un asunto más serio que la falsificación de productos de lujo como bolsos o relojes. Sus leyes están diseñadas para proteger las marcas más que la salud de las personas, según la OMS. En algunos países industrializados, las camisetas falsificadas reciben una sanción más severa que los fármacos falsos, añadió.

Por ello, se presentarán guías para un modelo legislativo que ayude a los países a adaptar sus leyes a la gravedad del delito. "Un objetivo principal es que los países consideren la falsificación como un crimen contra la seguridad humana e incorporen ese principio a sus leyes", añadió Zucker.

En el área tecnológica, la OMS ha lanzado el reto a los proveedores de desarrollar nuevas tecnologías o adaptar las existentes para prevenir la falsificación y detectar y seguir la pista a las falsificaciones en los mercados y en los sitios 'web'.

La OMS está en la actualidad examinando propuestas de tres compañías de telefonía para aplicar sus tecnologías a comprobar la autenticidad de los productos médicos. Tecnologías basadas en el ADN, la nanotecnología y otras propuestas serán evaluadas por los miembros de IMPACT en el primer trimestre de 2007.

Además, ha sido creado un pequeño grupo para actualizar de forma constante los datos globales sobre falsificación de fármacos y compartir información con los miembros de IMPACT. Además, campañas de apoyo que incluyan anuncios y otros materiales han comenzado a destinarse a diferentes sectores profesionales. Organizaciones que representan a profesionales de la salud y consumidores apoyan estas iniciativas.

INDONESIA, MALI Y VIETNAM

Según la OMS, tres países con una alta proporción de falsificaciones ya han comenzado a afrontar el problema con el apoyo de IMPACT. En concreto, Indonesia y Mali han comenzado amplias campañas de comunicación para educar a la población sobre los riesgos de estos fármacos y disuadir a la gente de buscar tratamiento en el mercado negro. Por su parte, Vietnam está estableciendo mecanismos para coordinar de forma más efectiva a las autoridades reguladoras, policía, consumidores y autoridades provinciales para mejorar la detección de fármacos falsificados y falsificadores.

"Está claro que la acción en una sola esfera, como la legislación o la tecnología, no es suficiente para afrontar de forma efectiva el problema", dijo Reggi, quien reclamó medidas en los cinco puntos referidos, así como coordinar las acciones a nivel global. Para finales de 2007, IMPACT espera que los 193 Estados miembros de la OMS estén colaborando para poner freno a este problema.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter