Actualizado 24/01/2020 10:20:19 CET

No se acaba el mundo si te jubilas: sigue el consejo de la ciencia

Mayores caminando rápido
Mayores caminando rápido - GETTY IMAGES / MLADEN ZIVKOVIC - Archivo

   MADRID, 24 Ene. (EDIZIONES) -

   Vamos a envejecer lo queramos o no todos. De hecho, entre 2015 y 2050, el porcentaje de los habitantes del planeta mayores de 60 años casi se duplicará, pasando del 12 al 22 por ciento, y este año 2020, el número de personas de 60 años o más será superior al de niños menores de cinco años, según estimaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

   Se vive más tiempo en todo el mundo. Actualmente, y por primera vez en la historia, la mayor parte de la población tiene una esperanza de vida igual o superior a los 60 años. Así con todo, la OMS subraya que la ampliación de la esperanza de vida ofrece oportunidades, no sólo para las personas mayores y sus familias, sino también para las sociedades en su conjunto.

   "En esos años de vida adicionales se pueden emprender nuevas actividades, como continuar los estudios, iniciar una nueva profesión o retomar antiguas aficiones. Además, las personas mayores contribuyen de muchos modos a sus familias y comunidades. Sin embargo, el alcance de esas oportunidades y contribuciones depende en gran medida de un factor: la salud", remarca la organización.

   Desde la Sociedad Española de Geriatria resaltan que "hay que aceptar el cambio", y no necesariamente hay que aparentar por encima de todo la juventud. "Vivir es envejecer, vivir es cambiar. Vamos a recordar y a vislumbrar qué es lo que podemos esperar de nuestro proceso de envejecimiento, lo que es real, y lo que es posible", indica. Además, quiere recordar que la vejez no es una enfermedad, por lo que al jubilarse no hay que sentirse enfermo o inservible.

LA SALUD DE LOS JUBILADOS

   En este contexto, la OMS señala que los reducidos datos científicos "no permiten afirmar que las personas mayores gocen en sus últimos años de mejor salud que sus padres", si bien destaca que las tasas de discapacidad grave se han reducido en los países de ingresos altos a lo largo de los últimos 30 años.

   "Si estas personas pueden vivir esos años adicionales de vida en buena salud y en un entorno propicio podrán hacer lo que más valoran de forma muy similar a una persona joven. En cambio, si esos años adicionales están dominados por el declive de la capacidad física y mental, las implicaciones para las personas mayores y para la sociedad son más negativas", alerta.

   Desde la SEMFYC señalan en este sentido que, aunque algunas personas sienten la jubilación como la puerta de entrada a la vejez, se trata de una época "muy interesante de la vida", y llena también de oportunidades. "Debe seguir en activo, todo lo que su cuerpo y mente sean capaces de permitirle. Lo que usted vale como persona no depende de que sea un trabajador en activo o no", remarca.

   Así, enumera lo que, en su opinión, puede hacer un jubilado:

   1.- Siéntase vivo y bien, en cada momento, en todos los aspectos.

   2.- Cuide su higiene personal, su imagen, la ropa con la que viste. Una buena imagen externa le ayudará también a sentirse bien.

   3.- Levántese y acuéstese todos los días a la misma hora.

   4.- Mantenga su forma física. Haga ejercicio. Mejorará su calidad de vida.

   5.-Coma de forma equilibrada y sana. Consuma más cereales, verduras y fruta. Sustituya la carne roja por carne blanca. Disfrute de la comida: comer debe ser un tiempo agradable para usted y para los suyos.

   6.- No fume.

   7.- Si toma alcohol, hágalo con moderación si su salud se lo permite.

   8.- Aproveche su tiempo libre. Es probable que se haya pasado toda la vida trabajando y ahora no sepa con qué ocupar su tiempo. Es el momento de hacer cosas que antes no podía: leer, escribir, llevar las cuentas, practicar su afición favorita, hacerse voluntario, ayudar a su familia. Mantenerse activo le ayudará a tener la mente en forma. Infórmese de las actividades que puede hacer en el lugar donde vive. Acuda a los centros municipales. Conozca el hogar del jubilado más cercano a su casa.

   9.-Manténgase informado y al día con la televisión, radio, o prensa.

   10.- Participe en las labores domésticas.

   11.-Aproveche para estar con sus nietos. Esta edad es muy propicia al diálogo y a la conversación y con ellos nos podemos enriquecer mutuamente.

   12.-Cultive las reuniones de amigos, las visitas a familiares o conocidos, y las tertulias.

   13.-Las necesidades sexuales forman parte de la vida de las personas. Ser mayor no quiere decir tener que renunciar a este aspecto de la relación de la pareja.

   14.- No tema pedir el apoyo de su familia para adaptarse lo mejor posible a este nuevo período.

   15.-Su cuerpo y su mente han trabajado mucho. Es muy probable que con la edad vengan algunos 'achaques', enfermedades, muchas de ellas crónicas. Aprenda a convivir con ellas y a cuidarse.