Actualizado 21/02/2011 12:16 CET

La Fundación BMS desarrolla nuevos programa contra la hepatitis B y C en India y China

MADRID 21 (De la enviada de EUROPA PRESS a Bangkok, Cristina Velázquez)

La Fundación Bristol-Myers Squibb (FBMS) ha concedido cuatro nuevas subvenciones en India y China para frenar la hepatitis B y C, por valor de casi un millón de dólares (731.000 euros), que será gestionado bajo su programa 'Repartiendo Esperanza', para frenar el progresivo aumento de casos de hepatitis B y C mediante iniciativas que mejoren el conocimiento, la prevención y el cuidado de la enfermedad.

En el marco de la 21 Conferencia Anual de la Asociación Asia-Pacífico para el Estudio del Hígado (APAS, por sus siglas en inglés), que se celebra durante esta semana en Bangokok (Tailandia), la directora del programa desarrollado por la FBMS, Phangisile Mtshali, ha explicado la importancia de esta aportación para "reducir las desigualdades de atención de la enfermedad en todo el mundo", "eliminar el estigma" y "aumentar la prevención".

Esta nueva donación se suma al compromiso de la farmacéutica con los pacientes en Asía, donde se ha alcanzado ya casi los 8 millones de dólares (5,8 millones de euros) en los últimos tres años en donaciones. Actualmente, 'Repartiendo Esperanza' ha participado en 32 iniciativas en Asia, 14 en el continente chino, tres en Taiwán, 12 en India y tres en Japón. Además, este programa, ha explicado Mtshali, se suma al compromiso de la compañía con otras enfermedades como el cáncer en Europa Central y Oriente, la diabetes en Estados Unidos y el VIH/sida en África.

Para esta experta los programas que se vienen desarrollando en Asía tienen como objetivo final la prevención, para ello su intención es trabajar a través de los pacientes y comunidades, para identificar los grupos más necesitados, de modo que se puedan desarrollar nuevos canales de educación. "Es necesario educar en la calle y, aunque es importante desarrollar nuevos tratamientos, lo principal es una buena intervención con los grupos más afectados", explica, la tiempo que recuerda que se trata de un paso previo para la prevención.

Por su parte, el presidente de la FBMS, John Damonti, espera que "estas ayudas sirvan, además, para movilizar y reforzar la necesidad de que las comunidades más desfavorecidas reciban atención médica para hacer frente a estas enfermedades". "Con estas becas pretendemos mejorar el conocimiento, la prevención y el cuidado entre la población de estos países, así como fomentar que este tipo de iniciativas se lleven a cabo en otros países", añade.

Así, según han explicado en rueda de prensa, a través de la financiación de proyectos, la FBMS elaborará un informe final una vez hayan acabado todos los proyectos en marcha. Este informe compartirá con las comunidades implicadas en la lucha contra la hepatitis B y C para ayudar a aumentar y mejorar la prevención, detección y manejo de estas enfermedades.

UN GRAN PROYECTO Y TRES PREMIADOS

La beca ha sido destinada a la Fundación Médica Wu Jieping en China, donde se realizara un estudio para evaluar la carga socio-económica de la infección por hepatitis C en pacientes y sus familiares. Con las conclusiones del estudio se elaborará un documento con el fin de recomendar políticas que mejorarán la prevención y acceso a los cuidados. La beca también financiará un programa de intervención muy amplio con un grupo de pacientes con el virus.

Se estima que cerca de 40 millones de personas en China están infectadas por el virus de la hepatitis C, lo que ha llevado a declarar esta enfermedad como un grave problema de salud que requiere una atención urgente ya que, como explica Mtshali, "el 50 por ciento de la población no tiene acceso a tratamientos". Se estima que la prevalencia de esta infección siga en aumento; además otras patologías asociadas, como la enfermedad hepática, la cirrosis y el cáncer, se están convirtiendo en un problema de salud cada vez más serio.

Por otra parte, la FBSM ha premiado con tres subvenciones a diferentes organizaciones que trabajan en India, ya que entre el 25 y el 30 por ciento de la población vive en el umbral de la pobreza. En este país, más de 30 millones de personas están infectadas por el virus de la hepatitis B y 19 millones por el de la hepatitis C.

Así, la asociación United Way Mumbai pondrá en marcha el programa 'United Way' de información sobre la hepatitis B y C dirigido a estudiantes universitarios y grupos de riesgo. Esta campaña promoverá la vacunación frente a la hepatitis B y el diagnóstico y tratamiento tempranos frente a las hepatitis B y C. Entre sus objetivos se encuentran analizar y abordar las infecciones como parte del sistema público de salud.

Por su parte, la Fundación Hepatitis de Tripura, en colaboración con el Gobierno de esta región, pondrá en marcha un programa de vacunación frente a la hepatitis B en recién nacidos y ayudará a la formación de los profesionales sanitarios y otros grupos de la comunidad para mejorar la educación sobre estas enfermedades en las madres y en las familias. En este caso se podrá, entre otras iniciativas, énfasis en reforzar los conocimientos básicos de los médicos y voluntarios sobre la enfermedad.

Y, finalmente, la Iniciativa Health Oriented Programmes and Education (HOPE) es un acuerdo entre el sector público y privado para mejorar la educación sobre la hepatitis B en las escuelas de Uttar Pradesh, el estado más poblado de la India y con mayor índice de pobreza. El objetivo de esta iniciativa es "educar al educador", es decir que se difunda el conocimiento entre familias y comunidades locales. El gobierno de Uttar Pradesh será un socio activo en su implementación y desarrollo. Este proyecto forma parte de uno anterior, que se llevó a cabo durante tres años, de sensibilización, prevención y tratamiento dirigido a concienciar a los escolares.