Crean una "prometedora" nueva estrategia de diseño de vacunas contra el VIH

Publicado 08/11/2019 14:31:31CET
Os científicos de Scripps Research formaron parte de un equipo que diseñó y probó una nueva vacuna candidata (verde y azul) que se une a los precursores de anticuerpos ampliamente neutralizantes (bronceado) y promete ser la primera etapa de una vacuna con
Os científicos de Scripps Research formaron parte de un equipo que diseñó y probó una nueva vacuna candidata (verde y azul) que se une a los precursores de anticuerpos ampliamente neutralizantes (bronceado) y promete ser la primera etapa de una vacuna con - EL LABORATORIO SCHIEF EN SCRIPPS RESEARCH

   MADRID, 8 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Un equipo de investigadores de diversos centros de Estados Unidos han creado una "prometedora" nueva estrategia de diseño de vacunas contra el VIH que, tal y como han publicado en la revista 'Science', podría también ayudar a proteger a las personas de otras enfermedades infecciosas mortales.

   En concreto, la nueva estrategia de vacuna se centra en estimular al sistema inmunitario para que produzcan anticuerpos ampliamente neutralizantes (bnAbs) contra el VIH. Estos anticuerpos especiales son capaces de neutralizar muchas cepas diferentes del virus de mutación rápida al unirse a regiones importantes pero difíciles de acceder de la superficie del virus, las cuales no varían mucho de una cepa a otra.

   "Una vacuna que provoca dichos anticuerpos podría salvar muchos millones de vidas y miles de millones de dólares y, en última instancia, podría ayudar a eliminar el VIH como un problema importante de salud pública", han dicho los investigadores.

   La nueva estrategia está basada en el concepto llamado 'focalización en la línea germinal' y podría proporcionar protección contra los millones de cepas diferentes del virus que circulan a nivel mundial. El enfoque dirigido a la línea germinal está destinado a iniciar la producción de un bnAb deseado a través de la estimulación de las células productoras de anticuerpos, los cuales son producidos por células inmunes llamadas células B, que comienzan en un estado 'ingenuo' o 'línea germinal'.

   Un gran repertorio de estas células B de la línea germinal circula en la sangre y otros tejidos. En una infección viral, o después de la inmunización con una vacuna que imita un virus infeccioso, algunas células B de la línea germinal se unirán, al menos débilmente, a las estructuras en la superficie del virus. Eso estimulará a las células a comenzar un proceso de maduración de una semana, en el cual los anticuerpos mejoran continuamente su capacidad de unirse a la superficie, neutralizando así el virus.

   La estrategia de orientación de la línea germinal para una vacuna contra el VIH tiene como objetivo estimular la pequeña cantidad de células B de la línea germinal que son capaces de madurar en células que producen bnAbs. De hecho, los investigadores sospechan que otros intentos de crear una vacuna contra el VIH que provoca bnAbs han fallado porque no han estimulado un número suficiente de estas células B de la línea germinal, precursoras de bnAb.

   Anteriormente, los científicos demostraron una estrategia de focalización en la línea germinal para un caso especial: un bnAb que atrapa el VIH de una manera inusual. No obstante, el nuevo enfoque es "más poderoso" porque funciona para los anticuerpos que agarran sus objetivos a través de un mecanismo mucho más común. Además, los análisis realizados en el estudio indican que el enfoque probablemente también se puede aplicar a las vacunas para muchos otros patógenos difíciles como la gripe, el virus del dengue, el virus del Zika, la hepatitis C y la malaria.

   Para demostrar la viabilidad de su estrategia, comenzaron eligiendo un bnAb de VIH conocido llamado BG18 como el caso de prueba. Informado por estudios estructurales de BG18 unidos a su objetivo en el virus, identificaron características clave de la capacidad de agarre del VIH de este anticuerpo. Luego, buscaron en una gran base de datos de genes de anticuerpos humanos para encontrar células B que produzcan anticuerpos que compartan naturalmente las características clave de BG18.

   A continuación, utilizaron una estrategia sofisticada para seleccionar y desarrollar un conjunto de proteínas que imitan virus que podrían activar múltiples células B similares a BG18. Estas proteínas eventualmente servirían como "inmunógenos" para estimular las células B similares a BG18 en la vacunación humana.

   "Como el repertorio de células B difiere de una persona a otra, y en la misma persona a lo largo del tiempo, creemos que debe apuntar a más de unas pocas de estas células para tener una posibilidad razonable de activar una de ellas en cualquier receptor de vacuna dado", han dicho los expertos, quienes observaron que las pruebas de muestras de sangre de donantes humanos VIH negativos confirmaron que los inmunógenos del equipo se unieron bien a las células B circulantes normales que tienen las características deseadas similares a BG18.

Contador

Para leer más