Publicado 07/08/2020 17:34CET

La terapia fotodinámica puede ser útil como complemento para combatir el COVID-19, según un estudio

El uso de la técnica, que combina la luz y una sustancia química fotosensible para matar los microorganismos en el tracto respiratorio, se recomienda como un tratamiento complementario para combatir las infecciones secundarias en los pacientes COVID-19
El uso de la técnica, que combina la luz y una sustancia química fotosensible para matar los microorganismos en el tracto respiratorio, se recomienda como un tratamiento complementario para combatir las infecciones secundarias en los pacientes COVID-19 - CEPOF

MADRID, 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

La terapia fotodinámica puede ser un aliado eficiente para combatir las infecciones secundarias en pacientes con COVID-19 si se utiliza como complemento. El uso de la técnica, que combina luz y una sustancia química fotosensibilizante para matar los microorganismos en el tracto respiratorio, se propugna como tratamiento complementario en un artículo publicado en 'Photodiagnosis and Photodynamic Therapy' por investigadores afiliados al Centro de Investigación de Óptica y Fotónica en São Carlos (Brasil).

"El COVID-19 puede conducir a complicaciones que van más allá del virus, y también debemos esforzarnos en encontrar tratamientos para estos otros problemas. El tratamiento de coinfecciones e infecciones secundarias puede mejorar el pronóstico en los casos graves, sobre todo para los pacientes que están intubados y se enfrentan a un mayor riesgo de infección por otros microorganismos como las bacterias que causan la neumonía", explica el investigador principal, Vanderlei Bagnato.

Los compuestos utilizados en la terapia fotodinámica interactúan con la luz para producir oxígeno singlete, una especie de oxígeno altamente reactivo que mata los virus y las bacterias oxidando sus membranas. "Cuando el paciente inhala estas sustancias, el fármaco puede activarse con la luz extracorpórea, que entonces ataca a los patógenos de las vías respiratorias", apunta Bagnato.

La terapia fotodinámica no puede utilizarse para atacar directamente al nuevo coronavirus SARS-CoV-2, ya que no elimina los microorganismos nocivos presentes en el torrente sanguíneo (solo en las vías respiratorias). Sin embargo, los investigadores subrayan la importancia de desarrollar técnicas para combatir las coinfecciones por COVID-19 causadas por bacterias y otros virus, evitar la necesidad de cuidados médicos intensivos y reducir al mínimo la transmisión de la enfermedad a otras personas.