Los niños nacen con mayor resistencia natural al VIH

Archivo - La Fundación Tierra de hombres inicia una campaña gastronómica solidaria para combatir la malnutrición infantil
Archivo - La Fundación Tierra de hombres inicia una campaña gastronómica solidaria para combatir la malnutrición infantil - TIERRA DE HOMBRES - Archivo
Publicado: jueves, 11 julio 2024 17:11

MADRID, 11 Jul. (EUROPA PRESS) -

Las niñas tienen más probabilidades de contraer el VIH de sus madres durante el embarazo o el parto que los niños, quienes, a su vez, tienen más probabilidades de lograr la cura o la remisión, según un estudio colaborativo de diferentes centros investigadores que arroja luz sobre las diferencias de género en los sistemas inmunológicos.

El estudio, del que se hace eco la plataforma de noticias 'SciDev.Net' y que ha sido publicado en 'Nature', identificó algunos de los mecanismos clave mediante los cuales se puede lograr una remisión sostenida del VIH, mecanismos que son relevantes tanto para niños como para adultos.

El investigador principal, Philip Goulder, y sus colegas evaluaron a 284 bebés en KwaZulu-Natal, Sudáfrica, una de las áreas con mayor prevalencia de VIH en el mundo, que comenzaron a recibir al nacer una combinación de medicamentos contra el VIH conocida como terapia antirretroviral combinada (cART), después de haber estado expuestos al VIH durante el embarazo.

"Descubrimos que la transmisión del VIH a los fetos masculinos era un 50 por ciento menos común que a las hembras", afirma Goulder, profesor de inmunología en el Departamento de Pediatría de la Universidad de Oxford en el Reino Unido a SciDev.Net.

"Los varones afectados tenían niveles más bajos del virus en la sangre y hasta la fecha, en este estudio, se han identificado cuatro bebés varones que han logrado la cura/remisión del VIH, es decir, han mantenido niveles indetectables de VIH en la sangre incluso sin terapia", añade.

La cura del VIH se clasifica en "cura verdadera", en la que el virus ha sido erradicado totalmente del cuerpo, y "cura funcional" o "cura/remisión", en la que el virus ya no es detectable en la sangre incluso después de haber interrumpido el tratamiento.

Goulder dha explicado que la disparidad encontrada entre los bebés varones y las mujeres probablemente se debe a los niveles más bajos de células T CD4 activadas en los fetos masculinos que en las mujeres, lo que hace más difícil para el virus establecer un reservorio y proporcionar una barrera contra la infección.

"Si por casualidad un virus se transmite a un hombre, le cuesta sobrevivir porque no hay suficientes células T CD4 activadas disponibles para sostener la infección. Creemos que esto es lo que está sucediendo aquí", añade.

Las células T CD4 son un tipo de glóbulo blanco que ayuda al cuerpo a combatir infecciones como el VIH. Son una parte importante del sistema inmunitario y son el blanco del VIH durante la infección. El VIH se propaga más lentamente con recuentos más bajos de células T CD4.

El estudio amplía el conocimiento existente sobre la cura y remisión del VIH y podría ser relevante para las estrategias de cura no sólo dirigidas a los niños sino también a las 39 millones de personas que viven con VIH en todo el mundo, según los investigadores. "Este es un resultado revolucionario en Sudáfrica, donde casi ocho millones de personas viven con VIH", afirma Nomonde Bengu, coautor del estudio en el Hospital Regional Queen Nandi en KwaZulu-Natal.

El estudio en curso comenzó en 2015 y abarca a 30 bebés por año, con 315 inscritos hasta la fecha. "Esta es, de alguna manera, la cohorte más grande de su tipo en todo el mundo. Estudiamos y hacemos seguimiento no sólo a los niños que viven con VIH sino también a sus madres", señala Bengu a SciDev.Net.

El acceso a la madre y al niño en el momento del nacimiento, cuando se puede diagnosticar el VIH, ha permitido a los investigadores estudiar el virus particular que se transmitió, el llamado "virus fundador". "Este es un recurso extremadamente valioso para comprender los mecanismos de cura/remisión en los niños que luego la logran", agrega.

Contador