Publicado 24/04/2020 8:16:44 +02:00CET

¿Es más peligrosa la varicela en un adulto que en un niño pequeño?

Varicela.
Varicela. - PETKO NINOV - Archivo

   MADRID, 24 Abr. (EDIZIONES) -

   Ya no es tan típica como antes la imagen de un niño con varicela. Ya no es una situación corriente, gracias a que desde 2005 se incluyó la vacuna contra la varicela en el calendario vacunal español. Eso sí, los adultos que no han pasado la enfermedad o bien quienes no estén vacunados, pueden tener serios problemas si se contagian.

   En concreto, la infección primaria por el virus varicela-zoster produce la varicela, una enfermedad autolimitada y benigna, aunque puede revestir cierta gravedad en la edad adulta o en personas inmunodeprimidas, según asegura en una entrevista con Infosalus la médica adjunta del servicio de Medicina Interna del Hospital Universitario de Torrejón (Madrid), la doctora Carmen Montero.

   "Sí que vemos hoy en día a niños con varicela a pesar de la vacunación, pero con cuadros sutiles y leves, gracias a la inmunidad que produce la vacunación. Por ello, esta vacunación no sólo produce beneficios en el niño vacunado, sino en toda la comunidad por la inmunidad de grupo", advierte.

Así, alerta de que los adultos, los recién nacidos y los pacientes inmunodeprimidos, o con ciertas enfermedades subyacentes, presentan un mayor riesgo de presentar complicaciones neurológicas y otros trastornos sistémicos si se contagian de la varicela. "Por eso deben recibir profilaxis, si se ven expuestos, con inmunoglobulina, y recibir tratamiento con antivirales si desarrollan la enfermedad", explica.

   En concreto, esta especialista detalla que las complicaciones graves de la varicela incluyen: Infección bacteriana de la piel o de los tejidos blandos en niños; neumonía; infección o inflamación del cerebro (encefalitis, ataxia cerebelosa); problemas de sangrado; infecciones del torrente sanguíneo (septicemia); o deshidratación. "La varicela puede causar incluso la muerte, aunque hoy en día es muy poco frecuente debido al programa de vacunación", apostilla la experta.

   En este punto, la doctora Montero subraya que es "importantísimo" cumplir con el calendario vacunal, según está aprobado por las sociedades científicas, dada la creciente corriente de antivacunas que "no hace más que exponer en mayor medida a la población vulnerable (adultos no vacunados y no inmunizados), con mayor riesgo de cuadros graves en determinados pacientes".

   Concretamente, la vacuna de la varicela está incluida en el calendario vacunal, debiendo recibir los niños desde los 12 meses hasta los 12 años dos dosis de la vacuna, generalmente la primera entre los 12 y los 15 meses, y la segunda a los 4-6 años de edad.

   "Fuera de este periodo etario se recomienda la vacunación sistemática con dos dosis de vacuna para todas las personas sanas de edad superior a los 12 años que no tienen evidencia de inmunidad (no han sido vacunados, ni han pasado la enfermedad)", remarca la especialista.

   Por otro lado, considera que es vital el conocer que la vacuna está contraindicada en pacientes con enfermedades graves intercurrentes, inmunocomprometidos, mujeres embarazadas, pacientes en tratamiento con corticoides, o niños que toman salicilatos.

   Es por ello por lo que Montero celebra que la incidencia de la varicela en adultos haya bajado desde la introducción de la vacuna en el calendario vacunal en 2005, como consecuencia a su vez de la disminución de casos en niños, y gracias también a la 'inmunidad de grupo', ya que al haber menos niños con varicela, hay menos focos de contagio, y por lo tanto menos infecciones. "Los focos de contagio más habituales son otras personas enfermas con varicela o con herpes zóster", precisa la especialista.

   Por el contra, la experta del Hospital Universitario de Torrejón afirma que la vacuna contra la varicela está "altamente recomendada" en: Personas no inmunizadas con riesgo de exposición o transmisión (trabajadores sanitarios, cuidadores de enfermos crónicos, profesores, personal militar*); personas que conviven con pacientes inmunodeprimidos (con alteraciones en las defensas) que tiene un alto riesgo de contraer la enfermedad y de desarrollar formas graves; y mujeres en edad fértil, teniendo en cuenta que deben dejar pasar al menos 4 semanas entre la vacuna y un posible embarazo.

SÍNTOMAS DE LA VARICELA

   La varicela consiste, según explica la experta del servicio de Medicina Interna, en una enfermedad muy contagiosa causada por el virus de la varicela-zóster. "Se transmite fácilmente desde personas con varicela a otras que nunca han tenido la enfermedad, o que no se han vacunado, y por el aire, desde la faringe de la persona infectada cuando tose o estornuda, o en menor medida directamente desde las vesículas de la varicela o del herpes zóster", agrega.

   El periodo de contagio va desde 1 o 2 días antes de la aparición de las lesiones cutáneas, según concreta, hasta que todas las ampollas han formado costra. A su vez, recuerda que el periodo de incubación desde el contagio hasta el desarrollo de la enfermedad es de 10 a 21 días. "El padecer varicela produce generalmente inmunidad de por vida", asegura, por lo que todas aquellas personas que de pequeños pasaron esta enfermedad, en teoría están inmunizados.

   Entre sus síntomas, la doctora Montero apunta que inicialmente cursa con un cuadro pseudogripal, con cefalea, fiebre y mal estado general. Durante las siguientes 24-48 horas aparecen lesiones cutáneas pruriginosas, inicialmente en forma de máculas (manchas rosadas) que pasan a vesículas (lesiones ampollosas) rodeadas de un halo eritematoso. Finalmente aparecen costras al secarse y van desapareciendo.

   "Característicamente estas lesiones aparecen en diferentes estadios evolutivos, pudiendo encontrar al mismo tiempo máculas, vesículas y costras. La aparición de las lesiones dura hasta 5-7 días, y la mayoría de las lesiones suelen formar costra en unos 6 días. Las costras permanecen hasta 2 semanas, sin dejar habitualmente cicatriz, salvo que se sobreinfecten", sentencia la especialista del Hospital Universitario de Torrejón.