Actualizado 31/03/2011 15:19 CET

La implicación de los padres en la promoción de hábitos saludables sobre sus hijos, clave para un crecimiento sano

El director del departamento de Pediatría de HM Hospitales, Alfonso Delgado
EUROPA PRESS

MADRID, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

El cuidado de los hijos y la educación de éstos en la promoción de hábitos de vida saludables por parte de sus padres ha ampliado su ámbito de actuación en la actual sociedad y, especialmente, en los países desarrollados, convirtiéndose en la mejor garantía de que los menores se transformen en adultos sanos, no sólo desde el punto de vista físico, sino también en el plano psíquico, social, emocional y espiritual.

Así lo ha apuntado el director del departamento de Pediatría de HM Hospitales y catedrático de Pediatría y Puericultura de la Universidad CEU San Pablo, Alfonso Delgado, durante la conferencia 'La salud y educación de nuestros hijos: el gran reto', en la que expuso los principales problemas vinculados en la actualidad a la infancia y la adolescencia en los países desarrollados.

Asimismo, este experto analizó las principales causas de morbi-mortalidad infantil, a fin de conocerlas y prevenirlas, haciendo un especial hincapié en las consecuencias de las nuevas patologías relacionadas con el alcohol, las drogas y la violencia entre iguales ('bullying') y en los riesgos derivados del mal uso de las nuevas tecnologías (Internet) que, en su opinión, los padres deben conocer para orientar su correcta utilización.

En este sentido, el profesor Delgado aconsejó a los padres que hablen con sus hijos sobre Internet y sobre los usos que éstos le dan, que les muestren confianza al respecto y les aconsejen "no dar ni pedir datos personales que puedan identificarles". Se trata, resumió, de que los menores conozcan los riesgos que pueden derivarse del uso incorrecto de Internet, sobre todo del 'grooming' o acoso sexual, y de consensuar con ellos normas de utilización seguras y sanas.

Otros de los problemas en cuya educación los padres deben implicarse son los vinculados al consumo de alcohol, cuya edad de inicio se encuentra ya en los 13,7 años, según datos aportados por el director del departamento de Pediatría de HM Hospitales; el tabaco, que los jóvenes empiezan a fumar desde los 13 años; o las drogas, cuyo hábito se inicia a los 16 años, como promedio en España.

Junto con los accidentes, las infecciones fueron otras de causas de morbi-mortalidad infantil mencionadas por el experto quien, sin embargo, señaló las muchas posibilidades de prevenirlas que han permitido las vacunas. Así, considera que las vacunas, unidas a la potabilización del agua, son "la mejor medida de prevención sanitaria". "El calendario vacunal de España es excelente", ha apuntado el profesor Delgado.