Identifica un 'sensor' que activa la migración celular

Un estudio internacional coliderado por el CNIO identifica un 'sensor' que activ
HITS
Publicado 12/03/2019 13:19:21CET

MADRID, 12 Mar. (EUROPA PRESS) -

Un estudio internacional coliderado por el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO) ha hallado que la proteína FAK es una de las moléculas clave que responden a las fuerzas del citoesqueleto y activa las señales bioquímicas que regulan la adhesión y migración celular. El hallazgo permitirá seguir profundizando en el conocimiento de cómo se inician la invasión tumoral y la metástasis.

El citoesqueleto es una estructura celular interna que resulta imprescindible para las células, ya que no solo mantiene su forma, sino que también facilita su movilidad y la migración celular, es decir, el movimiento que lleva a las células lejos del lugar en el que se encuentran inicialmente. Este último es un proceso importante en la diseminación de las células tumorales a otros órganos o tejidos (metástasis).

La proteína FAK (quinasa de adhesión focal) está presente en el citoesqueleto y en el anclaje de las células a los componentes de su exterior. "Se trata de una molécula de señalización clave en una estructura que se activa con las fuerzas generadas cuando se contraen las fibras de actina del citoesqueleto, pero hasta ahora se desconocía si FAK puede actuar como sensor de estas fuerzas para activar el movimiento celular. Basándonos en datos anteriores, partimos de esta hipótesis para empezar el estudio", explica el coautor principal de la investigación, Daniel Lietha.

En su estudio, publicado en la revista 'Proceedings of the National Academy of Sciences', el equipo empleó espectroscopía de fuerza atómica para imitar las fuerzas generadas cuando se contraen las fibras de actina del citoesqueleto y comprobó que FAK sufre varios cambios inducidos por estas fuerzas. Uno de estos cambios se corresponde con la forma que adopta FAK cuando activa la señal química que induce la migración celular.

La espectroscopía de fuerza atómica es una tecnología que permite estudiar el comportamiento de muestras (desde células intactas a moléculas sencillas) cuando están sometidas a fuerzas. Gracias a ella, los investigadores han podido obtener información mecánica muy detallada sobre la proteína, que, junto a los conocimientos sobre su estructura atómica previamente descritos por Lietha, permiten determinar cómo estas fuerzas activan cambios en la estructura de FAK para activarla.