Publicado 20/04/2022 07:49

Idean un nuevo tratamiento eficaz para el aneurisma cerebral de pared lateral

Archivo - Ictus
Archivo - Ictus - STOCKDEVIL/ ICTUS - Archivo

MADRID, 20 Abr. (EUROPA PRESS) -

Un novedoso tapón de malla que se ha utilizado tradicionalmente para tratar los aneurismas cerebrales que se producen donde los vasos sanguíneos se ramifican resultó ser igualmente eficaz para tratar los aneurismas del lado del vaso, según un estudio publicado en la revista 'Radiology'.

Los aneurismas son el resultado de una debilidad en la pared del vaso sanguíneo que suele producirse en el lugar donde el vaso se ramifica o bifurca, es decir, donde el vaso se divide o bifurca en dos ramas. Si no se trata, el aneurisma puede crecer y romperse. El tratamiento habitual, consistente en la colocación de diminutas espirales de platino en el aneurisma, tiene sus limitaciones.

"Si el aneurisma tiene un cuello ancho, el espiral puede caer en el vaso sanguíneo y provocar la formación de un coágulo y la oclusión incompleta del aneurisma", explica el autor principal del estudio, el doctor Nimer Adeeb, del Departamento de Neurocirugía y Neurorradiología Intervencionista de la Universidad Estatal de Luisiana (Estados Unidos).

"Muchas veces se acaba colocando un stent en el vaso sanguíneo para evitar que las bobinas se caigan y mantenerlas compactadas dentro del aneurisma --añade--. Esto puede tener sus propias complicaciones y requiere el uso de anticoagulantes".

Para superar esas limitaciones se desarrolló un dispositivo de alambre trenzado conocido como Woven EndoBridge (WEB). El dispositivo se coloca en el interior del aneurisma bajo guía angiográfica, donde provoca la formación de un coágulo, cerrando el aneurisma y reduciendo el riesgo de hemorragia sin necesidad de utilizar stents de apoyo ni anticoagulantes.

"Tras introducir el dispositivo WEB por el cuello del aneurisma, éste se abre --explica el doctor Adeeb--. Dado que es más grande que el cuello del aneurisma, suele permanecer en su sitio. Un procedimiento rápido suele ser suficiente para el éxito del tratamiento".

La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) aprobó el dispositivo WEB para aneurismas de bifurcación intracraneal de cuello ancho. Algunos especialistas lo han utilizado de forma no autorizada para el tratamiento de aneurismas de pared lateral, un tipo de aneurisma de cuello ancho que se produce en el lateral de un vaso sanguíneo y no en su extremo de bifurcación.

La investigación sobre el uso del dispositivo WEB en aneurismas de cuello ancho se ha limitado a estudios con un número reducido de casos. Para el nuevo estudio, el doctor Adeeb y sus colegas lo compararon en aneurismas de bifurcación y de pared lateral utilizando una gran base de datos de más de 10 años del consorcio WorldWideWEB, un grupo de 23 instituciones académicas de Norteamérica, Sudamérica, Australia y Europa.

Se trataron 683 aneurismas intracraneales con el dispositivo WEB en 671 pacientes. De ellos, 572 eran aneurismas de bifurcación y 111 eran aneurismas de pared lateral. El emparejamiento por puntuación de propensión, una forma de aumentar la potencia de un estudio teniendo en cuenta las diferencias entre los pacientes, dio lugar a 91 pares de aneurismas de bifurcación y de pared lateral.

La tasa de complicaciones fue muy similar entre los dos enfoques. "Descubrimos que no hay diferencias significativas al utilizar el dispositivo WEB en los aneurismas de pared lateral en comparación con los aneurismas de bifurcación --señala--. Los resultados demuestran que el dispositivo WEB es seguro y eficaz para su uso en aneurismas de pared lateral".

El doctor Adeeb espera que el estudio ayude a impulsar un debate sobre la ampliación de las indicaciones del dispositivo WEB para incluir determinados aneurismas de pared lateral.

A medida que otras instituciones se vayan uniendo al consorcio, el doctor Adeeb y sus colegas continuarán la investigación, comparando el dispositivo WEB con otros tratamientos para diferentes tipos y localizaciones de aneurismas.

También tienen previsto hacer un seguimiento de los cambios que se producen en la forma y la compactación del dispositivo a lo largo del tiempo y su relación con el estado de oclusión del aneurisma. "Nuestro objetivo final es proporcionar a nuestros pacientes el mejor tratamiento posible para sus aneurismas cerebrales", señala.