Publicado 20/07/2020 12:27CET

Un estudio muestra cómo una proteína interfiere con la inmunidad antiviral

MADRID, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un estudio detallado de una proteína del SARS-Cov-2, la Nsp1, que desempeña un papel fundamental en el debilitamiento de la respuesta inmunológica antiviral del huésped, muestra que ésta interrumpe eficazmente la producción de proteínas en el huésped.

Aunque el SARS-Cov-2 presenta inhibidores adicionales de las defensas inmunológicas innatas del huésped, el objetivo de la interacción de esta proteína, Nsp1, con el huésped puede ser una estrategia terapéutica importante, dicen los autores.

Un importante factor de virulencia de los VC-RAG, incluyendo el virus del SARS-CoV-2 que causa la actual pandemia de COVID-19, es la proteína Nsp1. En el momento de la infección, suprime la producción de proteínas en el huésped, incluyendo la producción de proteínas activas en los mecanismos de defensa antiviral celular, al unirse a la maquinaria de producción de proteínas de la célula, el ribosoma. Apuntar a la bolsa del ribosoma a la que se une la Nsp1 podría ser una importante estrategia terapéutica potencial.

En su trabajo, publicado en la revista 'Science', los investigadores propusieron caracterizar estructuralmente el Nsp1 del SARS-CoV-2 unido al ribosoma. Como parte de su enfoque, probaron la capacidad de una forma mutante de Nsp1, conocida como mt-Nsp1, para afectar la producción de proteínas relacionadas con la respuesta inmune del huésped, tanto en experimentos in vitro como in vivo. Los autores demostraron que la versión mutante no se unía de la misma manera, y no cerraba la traducción del huésped (o la producción de proteínas).

Mediante experimentos adicionales, los resultados de los autores demuestran que el SARS-CoV-2 Nsp1 impide casi por completo la producción de diversas moléculas inmunitarias que combaten la infección vírica, incluidos los interferones. "Nuestros datos establecen que uno de los principales factores de evasión inmunológica del SARS-CoV-2, Nsp1, interfiere eficientemente con la maquinaria de traducción celular, lo que resulta en un cierre de la producción de proteínas del huésped", explican los autores.

Aunque señalan que aún quedan importantes cuestiones por abordar en este espacio, dicen que sus datos pueden proporcionar un punto de partida para un diseño racional de fármacos basado en la estructura, que apunte a la interacción entre Nsp1 y el ribosoma.