Actualizado 02/02/2010 20:12

Enfermos de cáncer de pulmón critican que la venta de tabaco en quioscos facilitará el acceso a los menores

MADRID, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Española de Afectados por Cáncer de Pulmón (AEACaP) mostró hoy su satisfacción por la prohibición de fumar en todos los espacios públicos cerrados que está preparando el Gobierno pero lamentó el "paso atrás" que se ha dado con la Ley Omnibus ya que la venta de tabaco en los quioscos "facilitará aún más la accesibilidad de los menores al tabaco".

De hecho, y dado que cada año fallecen unas 50.000 personas por el consumo de tabaco, insistieron en la necesidad de concienciar sobre sus efectos nocivos "desde bien pronto", favoreciendo que los niños sean "conscientes desde que van al colegio de lo pernicioso de este hábito".

Según explicó Bernar Gaspar, presidente de AEACaP, "evitaremos que se conviertan en fumadores cuando sean adultos y, por tanto, en potenciales enfermos de cáncer de pulmón", explicó en un comunicado con motivo del Día Mundial contra el Cáncer que se celebra este jueves 4 de febrero.

Esta entidad recuerda que el tabaco es responsable de más del 80 por ciento de las muertes por cáncer de pulmón que se producen en España; del 90 por ciento de las bronquitis y del 30 por ciento de las cardiopatías coronarias.

Además, está vinculado, según datos del Ministerio de Sanidad y Política Social, a una treintena de enfermedades, entre ellas, 10 tipos de cáncer --pulmón, esófago, vejiga, cavidad bucal y laringe son los más frecuentes-- y es la principal causa de la mitad de las enfermedades cardiovasculares.

Por todo ello, la AEACaP reclama contrarrestar este "paso atrás" de la Ley Omnibus con un "paso más en materia preventiva", concienciando sobre lo perjudicial del hábito tabaquico y, asimismo, reclamando que se instauren pruebas de detección precoz efectivas para hacer posible un diagnóstico y un tratamiento temprano que consigan reducir la carga global del cáncer de pulmón en España.